La Industria Aérea Sigue Dividida sobre el Uso de Dispositivos Electrónicos a...

La Industria Aérea Sigue Dividida sobre el Uso de Dispositivos Electrónicos a Bordo

Compartir

La utilización de dispositivos electrónicos como el iPad en los aviones, sigue siendo aún hoy, motivo de discusión entre los diferentes expertos del sector. De hecho, a comienzos de año, la Administración Federal de Aviación de EE.UU. comenzó a investigar sobre los efectos de estos dispositivos, tanto en el despegue como en el aterrizaje, con la esperanza de poder aflojar las restricciones que existen actualmente y que obligan a mantener todos los dispositivos apagados mientras dura el proceso.

ipad-uso-avion.jpg

Los diferentes expertos de la industria aérea no se ponen de acuerdo sobre la utilización de dispositivos electrónicos a bordo

En estos momentos, lejos de solucionarse la problemática situación, el sector aéreo sigue divido sobre si deberían aflojar las restricciones que recaen sobre los aparatos electrónicos o por lo contrario tendrían que dejarlas como están. La discusión parece avivarse más todavía si aparecen informes como el que hemos comentando esta tarde:

“El avión regional había llegado a los 9.000 metros de altura cuando sus brújulas perdieron el control, estas siguieron en este estado durante un par de kilómetros, hasta que una de las azafatas persuadió a un pasajero de la fila 9 para que apagara su iPhone. En el momento en que el teléfono se apagó, las brújulas volvieron a su estado normal. El vuelo aterrizó sin problemas.”

A pesar de que el suceso no implica necesariamente una correlación entre el iPhone y el desbarajuste de las brújulas, algunos pilotos y aerolíneas siguen preocupados por el impacto que puede estar teniendo el uso de este tipo de dispositivos en sus aviones comerciales.

La Asociación de Transporte Aéreo Internacional recogió una lista de 75 presuntos casos de interferencias entre 2003 y 2009 que podrían estar relacionadas con el uso de estos aparatos, sin embargo, otros continúan a favor de relajar las normas en este sentido. Incluso la compañía aérea Delta Air Lines, que abogó por unas normas más flexibles, reportó 27 incidentes sospechosos de ser causados por productos electrónicos entre 2010 y 2012.

Como nota curiosa, la semana pasada un estudio revelaba que el 30% de los pasajeros de alguna línea aérea norteamericana que han traído un dispositivo electrónico con ellos, lo han olvidado accidentalmente al menos una vez.

Como indican en MacRumors, pese a la discusión creciente, cada vez más compañías apuestan por incorporar Wi-Fi en sus aviones, incluso incluir el iPad para ofrecerlo a sus clientes.

Y vosotros, ¿estáis de acuerdo en limitar el uso de dispositivos electrónicos durante el vuelo? Compartid vuestras opiniones con nosotros.

Comparte este artículo con tus amigos en las principales redes sociales con los botones que encontrarás al principio del mismo. ¡Muchísimas gracias!