Apple Podría Estar Trabajando en un iPhone con una Pantalla Más Grande

Apple Podría Estar Trabajando en un iPhone con una Pantalla Más Grande

Compartir

Apple está estudiando la posibilidad de lanzar terminales con pantallas más grandes, así como modelos más baratos en una amplia gama de colores en los próximos años”. Estas palabras fueron dichas por cuatro personas con conocimientos en la materia que indicarían de esta forma que Apple tomaría el ejemplo de su rival Samsung.

Estas medidas, que aún se están estudiando, serían adoptadas por la empresa con sede en California para recuperar el cetro perdido en el mercado de los smartphones a mano de Samsung. El gigante coreano ha superado a Apple en cuota de mercado a través de la popularidad de su gama Galaxy y el lanzamiento de una gama de productos con diversos precios para todos los bolsillos.

comparacion_iphone_5_pulgadas_otros

Apple está considerando la introducción de al menos dos iPhone grandes el próximo año: uno con una pantalla de 4,7 pulgadas y otro con una de 5,7“, dijeron las fuentes de la cadena de suministro en Asia. Añadieron también que los proveedores han mostrado sus planes para pantallas más grandes, pero aún así Apple se está mostrando reticente a la hora de lanzar su producto estrella en un tamaño mayor.

Constantemente cambian las especificaciones en el último momento, por lo que no estamos seguros de que realmente éste sea el prototipo final“, agregó una persona con contacto directo en el tema.

Apple, mientras tanto, se muestra ajena a toda clase de rumores y no se han pronunciado ni para desmentirlos ni para corroborarlos.

La presión de los inversores

Este posible cambio de Apple para ofrecer lo que se denomina “phablets”, es decir, smartphones con una pantalla tan grande como para no considerarse un smartphone al uso, pero tampoco como para englobarlo en el sector de las tabletas, sería la consecuencia de la presión a la que se ve sometida la empresa por parte de los inversores que ven que es necesario lanzar al mercado más de un modelo nuevo de teléfono al año. Se oyen muchas críticas que afirman que el ritmo de la innovación en Apple ha sufrido una desaceleración desde la muerte de Steve Jobs.

steve-jobs-iphone.jpg

El iPhone 5, lanzado el pasado septiembre, fue el primero que dejó atrás esa pantalla de 3,5 pulgadas, que Steve consideraba como “el tamaño perfecto para los usuarios” y había sido el tamaño estándar desde que se mostrara al mundo por primera vez en aquel lejano 2007.

Mientras el Galaxy S4 asombra con una pantalla de 5 pulgadas y el Galaxy Note 2 se dispara a las 5,5 pulgadas, el iPhone 5 se queda en 4 pulgadas quedando como uno de los smartphones con la pantalla más pequeña de entre los más vendidos en el mercado. Un mercado en el cual los usuarios invierten mucho tiempo navegando por Internet o viendo contenido en streaming.

Para este año, se espera que Apple lance dos nuevos modelos. Uno de ellos será más barato, con carcasa de plástico en una gama de entre 5 y 6 colores. El modelo más caro seguirá lanzándose con los dos colores tradicionales: blanco y negro. Aunque se hable de que la versión económica del iPhone pudiera salir a un precio de 99$, la realidad es que todavía no está claro cual será su precio final.

En el año 2010 Apple presentaba el iPad y su teléfono móvil era el más vendido del mundo. 3 años después sus ingresos han sufrido una desaceleración, por lo que estas nuevas medidas, se ven como un impulso necesario para volver a estar en la cresta de la ola.

Una amplia gama de productos

Los analistas coinciden en que la empresa necesita un dispositivo barato para impulsar el crecimiento en los mercados de India y China, éste último se espera que crezca un 48%, superando la media de crecimiento global que se sitúa en un 38%, según las previsiones de la industria. Otro motivo nada desdeñable es el de contrarrestar esa ventaja que tiene Samsung al tener una oferta de dispositivos que se ajustan a cualquier presupuesto.

iPhone_5S_colores

Mientras Apple mostraba cierta rigidez en sus iPhone, en sus iPod e iPad se han flexibilizado de tal manera que comercializaron con éxito diferentes tamaños y precios de dichos productos. Cuando se le preguntó a Tim Cook, por qué no han lanzado más modelos de su smartphone, éste respondió: “No lo hemos hecho hasta el momento. No sabemos en el futuro”. Añadió que la gama de iPod sirven para diferentes públicos y necesidades. “En el teléfono, ésa es la pregunta. ¿Estamos en el punto en el que llegamos a tanta gente como para tener que tomar esas medidas?” Con posterioridad advirtió que una pantalla grande tiene sus ventajas y sus desventajas, tales como la duración de la batería, resolución y brillo.

La producción de prueba, tanto para el iPhone estándar como para el de bajo coste se pretende iniciar el próximo mes, con un aumento gradual de la producción en agosto para cumplir el objetivo de lanzamiento en septiembre.

Aunque la producción de prueba se había previsto que comenzara en junio, la mezcla de colores está llevando más tiempo de lo que esperábamos, ya que Apple tiene unos requisitos de calidad muy altos” dijo una fuente en Asia, añadiendo que se espera el envío de 20 millones de iPhone de plástico entre octubre y diciembre.

Como confirman nuestros compañeros de Reuters, Sharp, Japan Display y LG suministrarán los paneles para el iPhone 5S y también para el iPhone Mini, mientras que Hon Hai Precision Industry (Foxconn) ensamblará el teléfono de gama alta y Pegatron hará lo propio con el barato.

Comparte este artículo con tus amigos en Facebook, Google+ y Twitter con los botones que encontrarás al principio de la misma. ¡Muchas gracias!