Apple Declarada Culpable de Conspirar para Aumentar el Precio de los Libros Electrónicos

    Hace algún tiempo os comentamos que el gobierno de EE.UU. había denunciado a Apple por conspirar para aumentar el precio de los libros electrónicos. Pues bien, hoy hemos conocido que la demanda ha tenido éxito, ya que el juez que preside el caso ha determinado que Apple es culpable de conspirar con los editores de libros para aumentar el precio de los libros electrónicos.

    Apple declarada culpable de conspirar para inflar el precio de los libros electrónicos

    La decisión fue dictada por la juez Denise Cote en Manhattan el miércoles. Los daños causados por Apple se determinarán en otro juicio.

    Según escribió la juez Cote:

    «La cuestión en este caso ha sido siempre si Apple participó en un esquema de fijación de precios violando así las leyes antimonopolio de este país. Apple es responsable. A través de su conspiración obligaron a Amazon (y otros distribuidores) a renunciar a la autoridad de precios y aumentar el precio de los libros electrónicos al por menor. Estos precios más altos no fueron resultado de los cambios del mercado, sino de un esquema en el que Apple fue un participante de pleno derecho.»

    Cote también descartó la posibilidad de que su decisión reprimiera la competencia en el mercado de libros electrónicos. Dijo que su decisión se basa únicamente en los hechos ocurridos cuando Apple entró en el mercado de libros electrónicos.

    Los argumentos finales se presentaron en el juicio el día 20 del mes pasado. El gobierno acusó a Apple, junto con cinco grandes editoriales, de inflar falsamente los precios de los libros electrónicos vendidos en la iBookstore.

    13.05.24-iBooks

    Apple, por supuesto, negó los cargos y se mantuvo firme en la oposición, aun cuando los cinco editores de libros llegaron a un acuerdo con el gobierno.

    Apple lideró la campaña para convencer a los editores para cambiar al llamado modelo de precios «agencia». Este modelo impedía a los propietarios de contenido vender los mismos títulos a un precio más bajo en otro sitio, a no ser que pusieran el mismo precio en la plataforma iBooks de Apple.

    Por el contrario, como explican en AppleInsider, la industria del e-book, antes del lanzamiento del primer iPad, estaba bajo el «modelo mayorista», el cual era el preferido por el líder del mercado, Amazon. En este modelo los vendedores como Amazon tenían el poder de fijar los precios, vendiendo los títulos a coste o incluso por debajo si decidían hacerlo.

    Aquí tenéis el documento completo:

    Como comentaba antes, todavía no se sabe a qué será condenado Apple, pero seguramente sea una sanción económica. ¿Qué os parece?