Los Dispositivos iOS Tienen un Soporte Mucho Más Largo que los Android

Los Dispositivos iOS Tienen un Soporte Mucho Más Largo que los Android

Compartir

Los dispositivos Android tardan mucho tiempo en recibir las nuevas versiones del sistem operativo, si es que ocurre

Puede gustarte la filosofía de Apple o no, pueden gustarte sus productos o no, e incluso, puedes ser uno de los pocos elegidos a los que les gusta iOS 7, pero lo que es innegable es que los dispositivos de Apple tienen un soporte mucho mayor que los de la competencia. Muchos usuarios se quejan de que en su iPhone 4 de sólo año y medio de uso, la última versión del sistema operativo va muy lenta, pero si lo comparamos con su principal competidor, Android, vemos que todavía hay teléfonos a la venta que nunca pasarán de la versión 2.3 Gingerbread.

soporte-ios-android

Uno de los mayores problemas en el absoluto dominio de Android es la fragmentación que sufren sus dispositivos. Aún casi 3 años después de su lanzamiento, todavía se venden dispositivos que nunca se actualizarán a otra versión del sistema operativo, e incluso teléfonos con menos de un año nunca podrán probar las bondades de Android 4.4 Kit Kat. Mucho se ha discutido en torno a este tema, pero ¿es culpa de los fabricantes, de Google o de las operadoras? Nadie tiene la respuesta.

Aquello que los fanboys echaban en cara a los fandroids, sale ahora al descubierto con un nuevo gráfico que representa el soporte que dan una y otra plataforma a sus dispositivos móviles. Por ejemplo, el iPhone 3GS, lanzado en 2009, ha tenido soporte hasta este verano, cuando Apple lanzó iOS 7. Por otro lado, el Nexus S de Google, lanzado en diciembre de 2010, cuyo soporte terminó en su primer año, actualmente sólo puede actualizarse a una versión 4 veces más antigua que la actual.

La Adopción de iOS 7 llega al 50% en tres meses

ios-vs-android

Si rebuscamos un poco y leemos un par de tutoriales, aprenderemos a meter una ROM en nuestro Android para que tenga la apariencia del último software lanzado por los de Mountain View, sin embargo, sigue teniendo lagunas. Esto, por otro lado, no se puede hacer en un iPhone, por lo que puede que haya algunas apps desarrolladas para las últimas versiones de iOS que no podamos ejecutar en caso de tener un modelo “antiguo”.

A pesar de las quejas que podamos tener de Apple, lo cierto es que si nos compramos un teléfono ahora sabremos que, al menos, nos tendremos soporte de nuevas versiones durante un par de años, algo que no ocurre con un teléfono Android. Además, tal y como nos recuerdan desde TUAW, las actualizaciones son mucho más sencillas de descargar, haciendo que iOS 7 por ejemplo esté presente en el 50% de los dispositivos compatibles en apenas 3 meses después de su lanzamiento.