Samsung Galaxy Alpha vs. Galaxy S5 – Comparativa

    Galaxy Alpha y Galaxy S5 frente a frente

    Después de haber estado algunos meses entre rumores y rumores, por fin se ha podido confirmar la existencia del Galaxy Alpha, el nuevo smartphone de la compañía surcoreana Samsung con marco metálico que marca una nueva etapa en el diseño de la gama Galaxy. Este nuevo modelo cuenta con bastantes características similares a las del Galaxy S5, considerado como el buque insignia de la marca, pero hay diferencias importantes entre ellos. ¿Quieres saber cuales son? Acompáñanos y las veremos en la siguiente comparativa

    Pantalla y diseño

    La primera diferencia bastante importante tiene que ver con la pantalla. Aunque los dos paneles son Super AMOLED, el Galaxy S5 cuenta con una pantalla de 5,1 pulgadas con resolución FullHD (1.920 x 1.080 píxeles) y el nuevo modelo lleva un panel de 4,7 pulgadas con resolución HD (1.280 x 720 píxeles). Samsung ha decidido mantener una configuración más propia de la gama media en su nuevo smartphone con marco metálico, centrándose sobre todo en el diseño y la funcionalidad, razón por el que es un poco más compacta. Pero también podían haber mantenido una resolución FullHD aunque la pantalla sea más pequeña. De este modo el Galaxy Alpha concentra 312 puntos por pulgada, mientras que el  Galaxy S5 sube la apuesta a 432 ppp.

    Tal y como mencionábamos, el apartado del diseño es lo más importante en el nuevo Galaxy Alpha. El dispositivo tiene un cuerpo metálico que se puede ver por el marco que rodea todo el dispositivo. Este material aporta más resistencia a todo el dispositivo, pero además queda mucho mejor que el marco del Galaxy S5, el cual tiene acabado cromado pero es de plástico. El Alpha también es más compacto y delgado, con un grosor de tan sólo 6,7 milímetros y un peso de 115 gramos. Los dos modelos tienen la carcasa trasera de plástico con una textura gomosa para que el agarre sea más cómodo, pero la del S5 cuenta con la ventaja de ser extraíble y la del Galaxy Alpha no. Como último detalle destacamos que el S5 es sumergible en agua durante un máximo de media hora y a un metro de profundidad.

    galaxy-s5-galaxy-alpha-comparativa

    Cámara y multimedia

    Samsung reserva la tecnología ISOCELL para el sensor de la cámara de su buque insignia, que cuenta con 16 megapíxeles de resolución. El Alpha lleva un sensor  de 12 megapíxeles y comparte muchas de las funciones, pero por ejemplo no cuenta con enfoque ultra-rápido, una característica que sí encontramos en el Galaxy S5. Sin embargo cuentan con funciones muy similares como el enfoque selectivo, Virtual Tour Shot o el modo HDR entre otras. También graban vídeos en 4K a 30 fotogramas por segundo, pero el Galaxy S5 también permite  bajar la calidad a FullHD oHD y aumentar la frecuencia, así puede grabar en slow motion. En cuanto a la cámara delantera, la del Galaxy S5 es de 2 megapíxeles, mientras que la del Alpha es de 2,1 megapíxeles.

    En cuanto al perfil multimedia, ambos son iguales ya que son compatibles con una larga lista de formatos y codecs de archivos de audio o vídeo. Ninguno de ellos lleva sintonizador de radio, pero sí que permiten escuchar las emisoras a través de Internet, siempre y cuando haya conexión, claro está. Por lo demás vienen con las funciones habituales como el dictado y grabación de voz, el reproductor multmedia y la función exclusiva Group Play.

    galaxy-s5-galaxy-alpha-comparativa-2

    Potencia, memoria y sistema operativo

    El procesador es otro de los apartados en los que existen diferencias entre ambos dispositivos. El Samsung S5 cuenta con un chip Snapdragon 801, de cuatro núcleos con arquitectura Krait 400 que funciona 2,5 Ghz de frecuencia. El Galaxy Alpha estrena el nuevo Exynos 5430, un ocho núcleos de fabricación propia que ha dado mejores resultados en la primera prueba de rendimiento realizada. Se trata de dos chips de cuatro núcleos, un Cortex A7 a 1,8 Ghz junto con un Cortex A15 a 1,3 Ghz, que se van alternando para ofrecer la potencia óptima sin gastar tanta energía. Los dos cuentan con 2 Gb de RAM para dotar al dispositivo de un gran rendimiento.

    galaxy-s5-galaxy-alpha-comparativa-3

    El Galaxy Alpha no permite la ampliación de la capacidad de almacenamiento mediante MicroSD, por lo que los usuarios se tendrán que conformar con los 32 Gb de capacidad que ofrece, algo que tampoco está del todo mal. En el caso del S5 sí que dispone de una ranura de expansión MicroSD que admite hasta 128 Gb y está disponible en una versión de 16 Gb y otra de 32 Gb.

    En lo que respecta al sistema operativo y la interfaz, ambos coinciden: Android 4.4 KitKat y Samsung TouchWiz. Además comparten algunas características exclusivas como el sensor de huella dactilar que está en el botón de inicio y que nos permite desbloquear el dispositivo, proteger contenido y hasta hacer pagos a través de PayPal de manera más segura. En la parte trasera incorporan otro sensor que ayuda a medir nuestro ritmo cardíaco y registrar la información en la aplicación S Health. También tienen un modo de ahorro energético para alargar la batería al máximo.

    Conectividad y autonomía

    galaxy-s5-galaxy-alpha-comparativa-4

    Ambos dispositivos se conectan a redes móviles 4G, lo cual permite una conexión a la red móvil a toda velocidad, aunque también se conectan a redes 3G en el caso de que no haya cobertura o nuestro operador no ofrezca este servicio. También ofrecen la posibilidad de usarlos como modem y crear una zona WiFi y disponen de puerto WiFi de alta velocidad, con la función Download Booster para acelerar las descargas lo máximo posible. Ambos dispositivos cuentan con GPS, Bluetooth 4.0, DLNA, NFC, WiFi Direct, ANT+(accesorios deportivos) y un puerto infrarrojo. También disponen de una conexión para auriculares, un puerto MicroUSB, el sensor de huella dactilar en el botón de inicio y el medidor de ritmo cardíaco. El Galaxy S5 se lleva un punto de ventaja con su MicroUSB, el cual es compatible con MHL 3.0 para lanzar una señal de alta definición a un monitor compatible.

    El Samsung Galaxy S5 dispone de una batería de 2.800 mAh, lo cual dota al dispositivo de una capacidad de 21 horas de uso y hasta 490 horas en modo reposo o espera. El Alpha lleva una batería de 1.860 mAh, lo que supone una disminución bastante notable que podría dar como resultado una autonomía muy ajustada. De momento no existen datos oficiales al respecto, pero de confirmarse estaríamos hablando de casi 1.000 mAh menos. Demasiado, ¿no?

    galaxy-s5-galaxy-alpha-comparativa-5

    Parece que Samsung refina el diseño de su gama Galaxy, y de momento (sobre el papel) lo han hecho bastante bien. Siguen sin por un chasis totalmente de aluminio, y han optado por crear una conjunción entre metal para aportar resistencia y plástico para dar ligereza y mejorar la ergonomía del dispositivo. Aunque en este sentido, algunos usuarios no han quedado demasiado contentos, ya que son muchos los que se han cansado de tanto plástico.

    El dispositivo es bastante fino y su pantalla un poco más reducida, un detalle que viene bastante bien para poder manejarlo más fácilmente. Sin embargo, también han recortado un poco la resolución a 1.280 x 720 píxeles, algo que es bastante normal tratándose de la gama media. Tal y como apuntan desde TechAdvisor, el nuevo Galaxy Alpha puede sentirse muy orgulloso de su procesador y lo iguala en algunos puntos como el sistema operativo, las funciones y las conexiones. En cuanto a la cámara, el S5 tambien se lleva la victoría gracias a la tecnología ISOCELL.

    ¿Qué te parece en nuevo Galaxy Alpha? ¿crees que es una buena alternativa a los dispositivos de gama alta? Cuéntanos tus impresiones, nos gustara saberlas.