Departamento de Justicia: el Cifrado del iPhone Podría Matar a un Niño

Departamento de Justicia: el Cifrado del iPhone Podría Matar a un Niño

Compartir

Según el Departamento de Justicia, el cifrado del iPhone podría matar a un niño

El Gobierno de los Estados Unidos siempre quiere tener todo bajo control y actualmente se encuentran en plena lucha contra las nuevas tecnologías de encriptación que se encuentran en los iPhone y los teléfonos inteligentes que usan la versión de Android Lollipop. Apple y el Gobierno siempre han estado en guerra sobre el cifrado y seguridad que utilizan para los dispositivos iOS, pero el asunto les preocupa tanto que incluso han llegado a decir que la compañía de Cupertino podría ser responsable directo de la muerte de un niño.

¿Catastrofistas? ¿Exagerados?. Recientemente, un funcionario del Departamento de Justicia argumentó en una reunión mantenida con Apple el mes pasado que puede llegar un día en el que los delincuentes, entre los que podría encontrarse un secuestrador, se confiarán del sistema de encriptado del iPhone para esconderse del ojo vigilante del Gobierno. Esto haría que la policía no pueda tener acceso a los datos del teléfono de esa persona sospechosa, lo que les permitiría evadir ser detenidos y matar a un niño.

gobierno-encriptado-iphone-2

Relacionado con este tema, si echamos la vista atrás vemos cómo hace unos meses acusaban a Apple de colaborar con agencias gubernamentales para crear puertas traseras, de forma que podrían ceder datos privados de los usuarios de iPhone. Sin embargo, Apple negó todo esto y la última versión de iOS es mucho más segura en este sentido.

Apple no da su brazo a torcer con la privacidad de sus usuarios

Según informa The Wall Street Journal, tanto Apple como el Departamento de Justicia se encuentran en un callejón sin salida en el cifrado de móviles. Las nuevas tecnologías de encriptación hacen que el iPhone quede totalmente bloqueado e impermeable al cumplimiento de la ley, algo que según el Gobierno podría llevar a graves tragedias.

Como decíamos anteriormente, si por ejemplo hay un niño desaparecido este podría llegar a morir porque la policía no podría acceder al iPhone del sospechoso, tal y como comentan las personas que asistieron a esa reunión que Apple y el Gobierno norteamericano han tenido recientemente. Para dar solución a este “problema”, los ejecutivos de la compañía de Cupertino comentaron que los encargados de hacer cumplir la ley podrían obtener estos datos en otro lugar, por ejemplo, a través de proveedores de servicios inalámbricos.

gobierno-encriptado-iphone-3

De esta manera, Apple dejaría claro que la privacidad de sus usuarios es muy importante y no están dispuestos a que se tenga acceso a los datos del iPhone de estos. Sin embargo, esos funcionarios encargados de aplicar la ley creen que la solución aportada por la compañía estadounidense es un paso dado en la dirección equivocada.

El nuevo cifrado que se usa ahora en el iPhone hace que el trabajo de la policía sea mucho más difícil a la hora de tener acceso a él para poder ver contactos, citas, fotos, mensajes, etc. incluso teniendo una orden judicial. Y es que parece ser que ni si quiera Apple tendría la clave para descifrar esa información encriptada, incluso teniendo una orden judicial para ello.

gobierno-encriptado-iphone-4

Las compañías trabajan para proteger la privacidad de sus clientes

A principios de año veíamos como la NSA (Agencia Nacional de Seguridad) había utilizado aplicaciones como Angry Birds, Twitter, LinkedIn, Facebook y Google Maps para espiar a los usuarios de iPhone. Esto no le gustó nada a Apple, y el propio Tim Cook declaró que presionaría al Congreso para pedir información sobre qué tipo de datos se les estaba dando.

Por otro lado, desde iMore comentan que actualmente las empresas de tecnología se están uniendo para luchar de forma conjunta por mantener la privacidad de sus clientes contra el seguimiento y vigilancia llevado a cabo por el Gobierno de los Estados Unidos. Por último, señalan que recientemente un proyecto de ley de reforma de la NSA fracasó en el Senado de Estados Unidos con el apoyo de compañías como Apple, Google y Yahoo.