¿Puede la ausencia de Jack frenar el salto de Android o Windows...

¿Puede la ausencia de Jack frenar el salto de Android o Windows Phone a iOS?

Compartir

El salto hacia el audio digital nos está costando más de lo realmente necesario, y el culpable es solo uno, el conector Jack de 3.5. Yo soy de los primeros que defiende la comodidad de usar el conector, sin embargo, me parece un obstáculo real. Sobre todo, a la hora de permitir una evolución en diseño.

Y es que ese conector, ocupa un espacio cada vez más necesario, en una batalla por hacer los móviles más delgados, más ligeros… Ese conector, que lleva con nosotros tanto y tanto tiempo, comienza a ser una piedra en el camino del diseño, y se está notando en el mercado.

Y entonces llegó el iPhone 7…

iphone 7 y iphone 7 plus

Apple siempre ha tenido una popularidad inmensa, y gracias a eso, es capaz de convertir en un estándar cualquier tecnología que aparece en sus dispositivos. Tienen fama de ejecutar movimientos, que, si hubiesen sido ejecutados por otros fabricantes, habrían carecido de efecto.

Este año, con el iPhone 7, decidieron eliminar al Jack de la ecuación, y fue entonces, cuando llegaron opiniones de todo tipo. El público se veía y se ve dividido ante la posibilidad de tener o no uno de los puertos más usados hasta la fecha.

¿Revolución necesaria?

El futuro es inalámbrico. Esa era la excusa que nos soltaban desde Apple para justificarlo. Pero seamos sinceros, eso no es excusa suficiente. En muchos casos, nos han quitado la opción de usar nuestros auriculares preferidos sin tener que cargar con un adaptador. Nos han quitado comodidad, a cambio de… ¿Nada?

Pero, no nos engañemos, la ausencia de un Jack no frenará el avance de nadie. Muy pocos dejarán de usar su plataforma preferida para no tener que usar un adaptador. Y es que, lo que importa no es la forma en la que disfrutes de tu música preferida, sino que disfrutes de ella. Y la desaparición de un conector analógico no va a cambiar eso, los incidentes con baterías defectuosas en móviles Premium, si.