Un iPhone 4 Resiste al Test Más Duro de la Historia

    Descubre la sorprendente historia detrás de este afortunado iPhone 4...

    Gracias a una serie de afortunadas circunstancias un hombre de Pensilvania ha recuperado un iPhone 4 en perfectas condiciones… ¿Qué es lo sorprendente de todo esto? Que el iPhone 4 ha estado sumergido bajo el agua durante más de un año.

    Michael Guntrum perdió su iPhone en un agujero en el hielo del lago Kyle mientras pescaba. El iPhone 4 permaneció bajo las aguas de lago desde marzo del año 2015, y no ha sido hasta este mes de septiembre cuando lo volvieron a encontrar.

    Lago Kyle, Pensilvania.
    Lago Kyle, Pensilvania.

    El lago se vació debido a problemas estructurales de una presa cercana en septiembre del 2015. Pero no ha sido hasta octubre del 2016 cuando Daniel Kalgren descubrió el iPhone gracias a un detector de metales. Una historia digna de ser contada.

    El iPhone 4, curiosamente, es uno de los más resistentes de Apple

    De esta forma el iPhone 4 de Michael Guntrum se ha convertido en uno de los smartphones más resistentes del mundo tras sobrevivir a uno de los tests más duros de la historia de la tecnología móvil.

    Podéis imaginar la cara que se le quedó a Daniel Kalgren cuando, mientras buscaba objetos de metal que la gente había perdido, se encontró con este iPhone…

    Fotografía del iPhone 4 recuperado tras un año sumergido en el lago Kyle.
    Fotografía del iPhone 4 recuperado tras un año sumergido en el lago Kyle.

    Según nos informan desde Apple Insider el iPhone 4 estaba enterrado bajo 15 centímetros de espeso lodo, pero por suerte estaba protegido con una funda Otterbox.

    Funda Otterbox Defender
    Funda Otterbox Defender

    Tras el hallazgo, Kalgren se llevó el terminal a casa, donde lo limpió y lo metió en arroz. Para su sorpresa, el iPhone 4 volvió a la vida tras dos días.

    El bueno de Daniel Kalgren contactó con Michael Guntrum, dueño del iPhone 4, utilizando un número de teléfono que se encontraba en el smartphone. Actualmente ambos se envían correos electrónicos con el fin de quedar un día.

    Michael Guntrum dijo que espera reparar el iPhone 4, cuyo estado es bastante catastrófico, para que su madre pueda tener por fin un smartphone… ¿No es una historia verdaderamente bonita?

    No es la primera vez que sucede algo similar, aunque dudamos mucho de que haya historias tan espectaculares como ésta. Pero desde Apple aseguran que de vez en cuando los usuarios contactan con ellos para contarles historias de iPhones sobreviviendo a condiciones inhóspitas.

    Pero la historia de Michael Guntrum y su afortunado iPhone 4 es mucho más curiosa porque hace un par de meses Apple lanzó al mercado el iPhone 7, el primer smartphone de la compañía con resistentia al agua… o quizás no. 🙂

    Aunque hay que reconocer que la funda Otterbox ha sido la principal responsable de la protección del dispositivo ante los daños por el agua. ¡Vaya! Parece que Otterbox se va a forrar de lo lindo vendiendo fundas este Black Friday… 😉