Samsung se vuelve a meter en problemas con la justicia

Samsung se vuelve a meter en problemas con la justicia

Descubre por qué el vicepresidente de Samsung podría entrar en prisión...

Compartir

Más problemas para Samsung, y esta vez son de los gordos. Jay Y. Lee, vicepresidente y futuro heredero de la compañía de tecnología surcoreana, se enfrenta a un arresto por corrupción política.

Según afirman las investigaciones en Corea del Sur, el jefe de facto de Samsung supuestamente podría haber sobornado a Choi Soon-sil, íntima amiga de la actual presidenta del país Park Geun-hye.

Jay Y. Lee, vicepresidente del Grupo Samsung.
Jay Y. Lee, vicepresidente del Grupo Samsung.

Como bien dictaminan los datos aportados por The Guardian, Jay Y. Lee habría pagado más de 36 millones de dólares a Choi Soon-sil con el fin de obtener favores políticos para Samsung.

Chai Soon-sil, bajo arresto.
Chai Soon-sil, bajo arresto.

Jay Y. Lee fue interrogado durante 22 horas seguidas

Lee se enfrenta a cargos que engloban el soborno de millones de dólares para un negocio y dos fundaciones llevadas por Choi Soon-sil, que recientemente se ha visto envuelta en un gran escándalo político.

Adicionalmente, Jay Y. Lee también ha sido acusado de perjuria y malversación tras la solicitud de la orden de arresto de la fiscalía.

Jay

El heredero del codiciado trono de Samsung ya fue interrogado durante 22 horas seguidas al final de la semana pasada, dado que se convirtió en el último nombre en sumarse a esta gran trama de corrupción política.

Por su parte, Park Geon-hye podría pasar a ser la primera presidenta de Corea del Sur en dimitir por este grave escándalo político.

Park Geun-hye, presidenta de Corea del Sur.
Park Geun-hye, presidenta de Corea del Sur.

Jay Y. Lee se convirtió en jefe de facto del grupo Samsung después de que su padre, Lee Kun-hee, sufriera un ataque al corazón en 2014.

Este mismo miércoles por la mañana la Corte de Seúl dictaminará su decisión acerca de la orden de arresto al alto cargo de Samsung.

Samsung ha negado las acusaciones acerca del soborno a tres fundaciones de Corea del Sur, y ha declarado lo siguiente:

“Es difícil de entender esta decisión de los fiscales […] no podemos aceptar el argumento de que tuvimos favores ilegales relacionados con el sucesor del liderato de la compañía.”

Seguiremos informando acerca de este turbio asunto que ha envuelto a la compañía surcoreana en otro escándalo judicial, lo que sí es seguro es que se trata de otro duro golpe a Samsung tras los juicios que tuvo con Apple en 2016.