Los estados de WhatsApp han sido un fracaso, y te explicamos por...

Los estados de WhatsApp han sido un fracaso, y te explicamos por qué

Compartir

Facebook ha estado realmente activa estos últimos meses añadiendo nuevas funciones, aunque no todas han sido igual de exitosas. Hemos visto desde apps para el pronóstico del tiempo, a planificadores de eventos completamente renovados, sin embargo, una de ellas ha recibido más atención que todas las demás juntas. Hablamos por supuesto, de los estados, más concretamente, de WhatsApp Status.

Relacionado | La actualización más grande de WhatsApp en años es un desastre

Es posible que en Instagram y en Facebook, la nueva función haya sido bien acogida por los usuarios regulares, al fin y al cabo, son apps que están en constante cambio y aquellos que las usan saben perfectamente que cada vez tendrán algo nuevo que descubrir. Pero este no es el caso con WhatsApp. La app de mensajería más conocida del mundo no se ha ganado ese título fácilmente, lo ha hecho con un modelo muy concreto, la simplicidad por encima de todo, algo que Facebook parece no haber comprendido.

Todo lo complejo consume recursos, y WhatsApp Status no es una excepción

WhatsApp Status

WhatsApp Status rompe completamente con lo que los propios usuarios de la app hemos estado pidiendo todos estos años, una aplicación conservadora. No tenemos la necesidad de este tipo de características, simplemente queremos lo que sus desarrolladores nos han estado prometiendo y dando desde que la descargamos, un sistema rápido con el que comunicarnos con nuestros círculos sin funciones superfluas que no hacen más que gastar recursos.

Te puede interesar | Las consecuencias para la salud de usar WhatsApp y Facebook hasta tarde

Y es que estos nuevos estados, no hacen otra cosa que no sea consumir recursos de manera descontrolada, especialmente, batería. ¿Alguien ha notado cómo el rendimiento de su batería ha disminuido tras la actualización? Yo sí, y es algo normal, porque los estados utilizan tanto la cámara, como el micrófono y por supuesto los datos móviles, un cóctel realmente destructivo para nuestros terminales. Podríamos decir que es algo fácil de solventar para Facebook, pero tras todos estos años con su app principal, creo que una mayor optimización es demasiado pedir.

La privacidad tampoco es uno de sus mejores aspectos

WhatsApp estados

Por último, creo que es importante resaltar otro gran problema de los nuevos estados, la privacidad. WhatsApp Status depende de un rudimentario control de privacidad en el que tendremos que seleccionar los contactos que queremos que reciban nuestros estados. Eso está bien para Facebook, ya que suele ser una red social especialmente pensada para hablar con nuestros amigos, pero WhatsApp es usado en muchos más ámbitos e ir seleccionando uno a uno los contactos no es la solución más eficaz, ni mucho menos la mejor protección.

Relacionado | WhatsApp sigue siendo menos seguro que Telegram

Con esto, no queremos decir que WhatsApp Status ha sido el peor añadido a la app, porque los hay y habrá peores, simplemente queremos transmitir la decepción que han supuesto. El público de WhatsApp no es el mismo de Facebook o Instagram, y sin embargo tenemos la misma función calcada en las tres apps. Está bien que Facebook quiera dar más opciones a sus usuarios, pero debería pensar en las que de verdad nos interesan.

Tras un tiempo con WhatsApp Status, ¿Cómo ha sido tu experiencia?