Samsung se gasta 9000 millones de dólares en el iPhone 8

    ¡Samsung es feliz por partida doble!

    Tras la debacle originada por el Galaxy Note 7, Samsung se encuentra en sus días dorados tras el lanzamiento del Galaxy S8, que ha sorprendido a propios y extraños con sus innovaciones y diseños. Pero ahi no acaban las buenas noticias para el gigante coreano, que también anda frotándose las manos ante otro gran smartphone que llegará este año: el iPhone 8 o iPhone Edition de Apple, el primero de muchos en contar con una pantalla OLED de la que será fabricante exclusivo.

    Y es que según la web de noticias surcoreana The Investor, Samsung se encuentra manos a la obra como fabricante exclusivo de los displays OLED ante el gran reto que les viene encima — conviene rercodar que Apple espera vender casi 300 millones de terminales –, por lo que han invertido 1.000.0000 de dólares en aumentar su capacidad productiva sólo para acometer el ambicioso proyecto.

    iPhone 8

    Te puede interesar | Las 5 cosas que el iPhone 8 debería copiar al Samsung Galaxy S8

    Apple continua liderando el mercado de los smartphones a pesar del golpe de efecto provocado por Samsung y su Galaxy S8, por lo que apostará por adelantarse al resto con pantallas OLED, un hecho que previsiblemente adoptarán otros fabricantes. De hecho, es una realidad que varias marcas chinas están valorando dar el paso.

    Hasta ahora, sólo Samsung empleaba esta tecnología en aproximadamente el 70% de sus dispositivos de gama media – alta, pero dada la gran influencia de la compañía de la manzana mordida en el sector, se espera que este hecho sirva de espaldarazo definitivo para el sector.

    iphone 8

    Te puede interesar | Y esto es lo que iPhone 8 no debe copiar del Samsung Galaxy S8

    De esta forma, Samsung gana por partida doble: como fabricante de componentes y como fabricante de smartphones. A día de hoy Samsung fabrica más del 95% de las pantallas OLED integradas en los smartphones, por esta razón sólo los coreanos podían asumir con éxito el desafío logístico que Apple les presentaba con su iPhone 8. Pero el año próximo otros fabricantes como LG podrían sumarse a la fiesta

    Vía | BGR