“El Face ID del iPhone X no es seguro”, opinión de los...

“El Face ID del iPhone X no es seguro”, opinión de los hackers

¿Entonces es seguro o no?

Compartir

El Face ID es probablemente una de las características más diferenciales del iPhone X y que despierta a partes iguales interés y suspicacia. Aunque tendremos que esperar hasta noviembre (o quizás hasta 2018, si se cumplen los peores presagios) para comprobarlo, desde Apple se han apresurado a resolver todas nuestras inquietudes sobre su revolucionario reconocimiento facial.

Sin embargo, desde Forbes han publicado un artículo que ha encendido todas las alarmas. En él, el científico JV Chamary desafía al Face ID de Apple y pone en entredicho las palabras de Schiller durante la keynote del 12 de septiembre

La posibilidad de que una persona cualquiera pueda mirar a tu iPhone X y desbloquearlo es de 1 entre un millón.

Para Chamary, en Apple no cuentan toda la verdad. Una persona cualquiera por ejemplo no es un ladrón. Puede que en Apple cuiden mucho la seguridad de sus iPhone, pero la realidad es que son los smartphones más robados: si fueran infranqueables los ladrones simplemente no perderían el tiempo, así que siempre hay grietas para el que quiera hacer el mal.

Una serie de expertos en seguridad han sido cuestionados sobre el tema y las perspectivas no son tan buenas como lo pintaron en la keynote,

Por ejemplo, Troy Hunt, que escribe sobre seguridad en la Web lo explica así:

El Face ID no es mejor o peor en términos de seguridad, simplemente es diferente. El Face ID da a los consumidores otra elección en forma de autenticación biométrica, como el Touch ID, en lugar del clásico PIN. Para saber sobre la facilidad de su hackeo, tendremos que esperar hasta que esté en manos de los testers, aunque imagino que en Apple se habrán cuidado mucho de evitarlo.

Pero Marc Rogers, director de seguridad de Cloudflare, se expresa en otros términos:

Para hackers como yo, esto es un reto. Hasta ahora, el punto más débil de tu iPhone era la huella dactilar. Ahora el Face ID solo necesita ser algo mejor, con eso basta. Por eso en las cajas de seguridad la gente sigue usando contraseñas complejas. No obstante, habrá que probarlo.

Entre las ventajas del Face ID se encuentra en modelo de aprendizaje machine learning que es capaz de memorizar tu cara y adaptarse a sus cambios. Además, Apple no extraerá tus datos de autenticación ni a sus servidores ni a la nube para evitar cualquier tipo de suspicacia.

Sin embargo, a Rogers el Face ID no le parece la panacea:

El Touch ID era muy natural y cómodo. ¿Te imaginas lo raro que será hacerse un selfie en la panadería para pagar? La gente evita usar cosas raras y trabajosas, por eso al final acaba prefiriendo el PIN. Es un reto que algo bihométrico sea lo suficientemente seguro para operaciones tan ariesgadas como acceder a tu banco.

Además, Rogers cree que Apple no implementó el Face ID para mejorar la seguridad de sus usuarios, sino porque simplemente no pudieron integrar el sensor de huellas dentro de la pantalla, como pensaban hacer originalmente.

Via | BGR