No eres feo, es que no sabes usar los filtros del iPhone

No eres feo, es que no sabes usar los filtros del iPhone

Muy socorridos y útiles.

Compartir

Hablar de fotografía en dispositivos móviles es hablar de filtros. Sí, esos socorridos agentes que permiten que tus fotos tengan otro aire. iOS 11 no sólo cambia los filtros disponibles, sino que también cambia la interfaz de usuario y nos muestra algún truco más. Vamos a mostrar cómo son y cómo podemos usarlos.

El iPhone sube el listón con nuevos filtros de cámara inspirados en la fotografía clásica. Los retratos son más expresivos y los tonos de piel, más naturales. Pero ahí no queda la cosa: gracias una tecnología de compresión de última generación, las fotos tienen la misma calidad de siempre, pero pesan la mitad“.

Así es como Apple promociona en su web los filtros fotográficos. Tienen un nuevo aire y sin dudarlo, cobran mayor importancia en el nuevo sistema operativo.

A continuación, te indicamos cómo utilizar los nuevos filtros. Recuerda lo que siempre decimos, un filtro bien usado embellece, si no eliges bien, te puedes cargar la foto.

Cómo encontrarlos

Abre la aplicación Cámara y toca en el botón de filtros en la esquina superior derecha (o superior izquierda si estás en modo horizontal). Los filtros sólo están disponibles en los modos Foto, 1:1 y Retrato.

Ahora verás la nueva interfaz. Anteriormente veías una cuadrícula de los filtros disponibles, elige uno, entonces verás una vista previa de cómo va a quedary puedes ir probando con los diferentes filtros disponibles, lo que hace que te ayude a apreciar el resultado final.

Cómo utilizar filtros de cámara en iOS 11 en iPhone y iPad.

Desplázate por ellos y elige entre Original, Vívido, Vívido cálido, Vívido frío, Dramático, Dramático cálido, Dramático frío, Mono, Plateado y Noir. Una vez que tengas el filtro deseado, toca el botón del disparador para tomar tu foto.

Si más adelante decides que no te gusta el filtro, siempre puedes cambiarlo seleccionando la imagen en la aplicación Fotos y pulsando Editar. Toca el botón de filtro y selecciona un nuevo filtro, luego toca “Listo” cuando haya terminado.

Como puedes ver es muy sencillo, el secreto es ir probando y comparando con la foto original. Si el filtro embellece la foto, úsalo, si no lo mejor será dejarlo y disfrutar de la foto tal y como la tomaste.