Adiós Gorilla Glass: las pantallas de los iPhone serán de diamante

Adiós Gorilla Glass: las pantallas de los iPhone serán de diamante

Compartir

Los materiales de fabricación de un smartphone, y no exclusivamente en el caso del iPhone, están especialmente ideados para resistir ante cualquier golpe, arañazo o caída. Sin embargo, es sorprendentemente fácil ocasionar daños en la pantalla de un terminal si no se usa una buena funda de calidad.

De hecho, una encuesta llevada a cabo por Motorola en la que participaron un total de 6.000 personas indicó que el 50 % de ellas había dañado la pantalla de su smartphone en alguna ocasión.

Por suerte, hay una compañía trabajando en una solución a este problema tan común. Están creando una tecnología que hará que las pantallas rotas sean cosa del pasado. E implica el uso de diamantes…

Tanto Apple como Samsung y otras compañías fabricantes de smartphones de gama alta emplean Gorilla Glass. Este tipo de pantallas se usaron por primera vez en 1962, pero no se hicieron populares hasta la llegada del iPhone en 2007.

Te puede interesar | iPhone X Gold Edition: un smartphone de lujo con oro de 24 quilates

El futuro de las pantallas de tu iPhone pasará por Miraj Diamond Glass

Actualmente, la tecnología Gorilla Glass está en todas partes. Pero una compañía llamada Akhan está trabajando en algo mucho más espectacular: Miraj Diamond Glass.

Este tipo de cristal, se dice, será capaz de convertir las pantallas de los smartphones en 6 veces más resistentes y 10 veces más duras. Por otra parte, además, este material contará con una mayor resistencia al agua y con una capa oleófuga más eficiente.

Existen laboratorios en los que se crean diamantes sintéticos, y sí, a menudo son empleados en joyería. Pero en el futuro servirán para crear la pantalla de tu iPhone.

Te puede interesar | 10 móviles más caros y exclusivos que el iPhone X

Es más, según CNET, esta compañía ya está realizando pruebas con sus pantallas de diamante en unas instalaciones de manufacturación de smartphones.

Se espera que esta tecnología esté disponible alrededor de 2019. Pero podría tardar más. De hecho, en sus inicios el suministro será muy limitado. Los diamantes no son tan caros cuando se fabrican en un laboratorio… pero tampoco son baratos.

Los smartphones que ofrezcan esta tecnología en sus pantallas no serán tan caros como este iPhone 7 de diamantes pero su coste podría alcanzar perfectamente los 1.200 euros. ¿Qué compañía será la primera en revolucionar el mercado? ¿Será Samsung… Apple…?

Vía | Mashable