¿Puede algún gama alta Android superar al iPhone X?

¿Puede algún gama alta Android superar al iPhone X?

Compartir

Es la eterna batalla. Cada vez que un fabricante presenta un nuevo terminal se lo compara indiscriminadamente con el iPhone de Apple. En este caso el iPhone X. No importa las características o el público al que va destinado, aunque los que más sufren esta confrontación son los gama alta de las marcas.

Ya sea Google, OnePlus, Samsung, Xiaomi o Huawei, todos tienen que pasar por el aro. Pocos son los que deciden innovar, dejándose llevar por la tendencia marcada por los de Cupertino. Y si no que se lo digan al notch. Cada vez más complicado encontrar un smartphone reciente que no lo incorpore.

Pero, por muy similares que sean sus diseños o sus características, ¿hay algún teléfono Android de gama alta que pueda superar al iPhone X?

Decenas de marcas, pero solo un patrón

El número de fabricantes es innumerable. Con tanta variedad, lo lógico sería ver diseños similares, al igual que conceptos totalmente diferentes. Empero, muchas firmas deciden apostar por un patrón común, de líneas curvas y muescas en el marco superior.

Tras tres años de continuidad, Apple decidió darle un lavado de cara al smartphone por antonomasia. El iPhone X, con un frontal todo pantalla y el notch en la parte superior son sus señas de identidad. Unas características que no todo el mundo puede permitirse. Su versión más económica supera los 1.000 euros, y teniendo en cuenta que el (supuesto) sueldo mínimo español es de 700 euros, se necesitaría cerca de un mes y medio para poder adquirirlo. Un supuesto, en muchos casos, inviable.

Es por eso que los fabricantes de dispositivos Android copian los diseños de los californianos, para ofrecer al público un “iPhone X” mucho más barato, pero también una experiencia de usuario más pobre. Solo la interfaz de Android P es compatible con el notch, por lo que versiones anteriores presentan errores de adaptación.

El copia y pega de los que vienen de China

Xiaomi Mi 8, otra copia del diseño del iPhone X

Huawei, en pocos años, se ha convertido en uno de los fabricantes con más presencia en España. Pero todavía es más increíble lo que ha conseguido Xiaomi en unos pocos meses. Buenos terminales a precios contenidos y accesibles a un gran público han sido su secreto. OnePlus también se ha ganado un puesto respetable, aunque a menor escala.

Sin embargo, su inspiración siempre ha estado dirigida a Apple. Ya sea en el diseño de los terminales, como en características o en el marketing, todos se han dejado llevar por el impacto de la manzana mordida.

Si una opinión muy extendida es que Apple ha dejado de innovar, comparado con años anteriores, el resto no han sido menos. Por ejemplo, el P20 Pro de Huawei es una copia casi calcada del iPhone X. Su única diferencia es que la parte trasera cuenta con tres cámaras (alineadas verticalmente, eso sí). Y Xiaomi, con su Mi 8, también ha adoptado el notch. ¿Es eso suficiente?

Te puede interesar | Xiaomi Mi8: otro teléfono Android más con notch a años luz del iPhone X

Samsung, la única que no ha sucumbido

Samsung Galaxy S9 Plus

La surcoreana es de las pocas compañías que no ha sucumbido al efecto de “iPhonificación”. Comprensible si tenemos en cuenta que es la gran rival de Apple. Montar un Galaxy con muesca es darle la razón.

De momento, la máxima de Samsung ha sido reducir los marcos, prescindiendo de los bordes laterales y manteniendo el superior e inferior. Una propuesta que se inició con el S6 y ha ido evolucionando hasta el S9, pasando por el Note 7 y 8.

Pero un diseño diferenciador no es el único aspecto a tener en cuenta para hacer frente a Apple y al iPhone X. La combinación software-hardware es muy importante. Y es que vencer a la compañía de Tim Cook en ese campo es, francamente, complicado. Y Samsung sigue utilizando Touchwiz, una capa de personalización muy intrusiva que, a pesar de haber mejorado con los años, sigue presentando problemas como lag. Pero hay un test en el que el S9 resulta vencedor ante el teléfono del décimo aniversario.

Google y la revolución Pixel

Google Pixel 2 XL

Ya con su gama Nexus, Google hizo una declaración de intenciones: dispositivos Android de grandes especificaciones, precio ajustado y con muy buen rendimiento. La táctica de Google fue adoptar la de Apple, que no viene a ser otra que trabajar en adaptar y optimizar el software a un hardware predeterminado.

Con los Pixel siguieron una mecánica similar, pero con precios más elevados. Actualmente, el Pixel 2 XL puede comprarse por 899 euros, una cifra más cercana al iPhone X y similar al Galaxy S9. Sin embargo, su rendimiento no es comparable al de ningún otro rival, siendo una experiencia inigualable.

Google lo ha hecho bastante bien con sus últimos terminales. Sin embargo, según los últimos rumores, la próxima generación de los Pixel podría adoptar el notch, y con él perder su esencia e identidad.

Te puede interesar | Hasta Google copia al iPhone X: el Pixel 3 también tendrá notch

Entonces… ¿Existe un rival capaz de destronar al iPhone X?

Smartphones en el mercado los hay a montones. Y muy buenos. Pero las especificaciones altas, como muchos GBs de RAM y potentísimos procesadores, no son suficientes para asegurar el éxito en un dispositivo. Los benchmarks hablan por sí solos.

Si tuviéramos que decantarnos por un fabricante, ese sería Google. Android es su sistema operativo, y conoce a fondo todos sus detalles y secretos. Con un buen hardware y optimización, llegar a dar la experiencia de usuario que Apple ofrece en sus dispositivos no debería ser muy complicado. Incluso a nivel fotográfico, la cámara del Pixel es capaz de hacer sombra a la de los últimos iPhone.

El iPhone X tiene sus pros y sus contras, como todo en la vida. Pero es indiscutible que se trata de un buen terminal, con años de ventaja frente a otros. ¿Crees que hay algún smartphone comparable al de Apple? ¡Háznoslo saber!