Fotografía en iPhone para dummies (XXI): Los errores (II)

Fotografía en iPhone para dummies (XXI): Los errores (II)

¡No caigas en ellos!

Compartir

La semana pasada hicimos un repaso de cuales son los fallos que cometemos de manera más común a la hora de hacer fotografías en nuestro iPhone. Y no, no hay que torturarse por ello, fotografiamos por diversión y nada más. Pero es interesante y fácil conseguir mejores resultados haciendo solo un poco de análisis.

Como recordarás, en la anterior entrega vimos que lo más común era no limpiar la lente, el abuso del flash, los filtros y el zoom, no hacer uso de la cuadrícula y hacer cosas ya muy vistas. Finalizaremos nuestro análisis con otros fallos que son de libro, y que si los evitas tendrás mejores resultados.

Te puede interesar | El gráfico que demuestra cómo el iPhone ha matado la fotografía convencional

Fallos más comunes a la hora de fotografiar en iPhone

Coleccionar aplicaciones

Allá por 2012 me di cuenta de que en mi iPhone 4s llegué a tener 3 carpetas con un total de 36 apps fotográficas. Aquello dio como resultado que no dominaba ninguna y que siempre usaba las mismas. En la variedad está el gusto, cierto, ¿son necesarias tantas? Mejor aprender bien 4 o 5 que no saber por dónde nos viene el aire.

No usar el temporizador

Es el aliado perfecto para aquellas fotos de grupo, o en aquellas en las que quieras salir en la foto pero no hay nadie para disparar. Puedes usarlo, simplemente a la app nativa, y pulsa en el símbolo que es parecido a un reloj, tienes o 3 o 10 segundos para prepararte. ¡Click!

Ser un pesado de manual

Tus fotos son tuyas y compartirlas es una delicia. Se recibe la aprobación de los demás, se aceptan consejos y si usas, por ejemplo, Instagram, puedes seguir a gente que hace verdaderas maravillas. Eso sí, cuando compartas algo que sea porque merece la pena. Es muy aburrido ver perfiles llenos de cosas que no son nada del otro mundo, aburre, cansa y hastía.

Imitar y hacerlo mal

Hay miles de personas haciendo un tipo muy concreto de fotos. Se me ocurren las fotos de bebés, embarazadas y bodas, son bellas, pero no deja de ser más de lo mismo. Vale, no son fotos que se hagan con un iPhone, pero el ejemplo es válido. Fíjate en lo que hacen los buenos, nombres como Luisa Dörr, Annet de Graaf o Emilio Chulià. Inspírate, pregunta, procesa y lánzate a hacer tus cosas.

Rrecuerda, un número bajo de “likes” no es sinónimo de nada. El ejemplo de arriba es de Annete de Graaf, quizás tu nombre no te diga mucho, pero si te digo que es jurado de concursos fotográficos de Apple y que recientemente estuvo con Tim Cook, la cosa cambia. Y tiene solo 97 likes.

¿Vas a ponerlos en práctica?¡Todos tenemos mucho que aprender!