Tesla contrata a uno de los mejores amigos de Steve Jobs

Tesla contrata a uno de los mejores amigos de Steve Jobs

Tesla tuvo que aceptar nuevos miembros en la directiva por su privatización

Compartir

Apple y Tesla tienen una relación algo tensa. Es habitual ver cómo ambas compañías se roban empleados, más por parte de la de Steve Jobs que de la de Elon Musk. Sin embargo, el último fichaje del fabricante de coches autónomos no habría gustado nada al mismísimo Jobs. El que fuera uno de sus mejores amigos ha sido fichado para formar parte de la directiva de Tesla.

Ese amigo en cuestión es Larry Ellison, CEO de Oracle. Cuando Steve Jobs volvió a estar al control de Apple en la década de los 90 buscó a Ellison para unirse a la junta directiva de la compañía. Ellison accedió y estuvo presente hasta principios de los 2000. Sin embargo, parecía que no quería saberse de lo que se cocía en Apple. Apenas estuvo presente durante las reuniones. Es algo de lo que ya advirtió a Jobs antes de aceptar el puesto. En su lugar había un retrato en cartón de Ellison, sacado de cuando apareció en la portada de BusinessWeek.

A pesar de que Ellison se describe como un amigo muy cercano de Elon Musk, la verdad es que su entrada a Tesla tiene que ver con parte del acuerdo con SEC. Musk se vio obligado a aceptar nuevos miembros en la junta directiva después de enviar un tweet el pasado mes de agosto asegurando que tenía suficiente capital como para privatizar la compañía.

¿A qué se debe la rivalidad entre Apple y Tesla?

Elon Musk y Steve Jobs no tenían buena relación

Podría pensarse que las diferencias entre Apple y Tesla se deben a que ambas compañías están desarrollando sistemas de navegación autónomos para vehículos. La compañía de Elon Musk ya comercializa coches con él, mientras que Apple sigue investigando. Es el proyecto que internamente se conoce como Project Titan. Pero hay algo más.

Durante mucho tiempo se ha comparado a Elon Musk como un nuevo Steve Jobs, algo que no gusta demasiado a este último. El motivo está en que Musk cuenta que Jobs, durante una de sus pocos encuentros, fue bastante desagradable con él. Además, una de las últimas declaraciones de Musk es una crítica a Apple diciendo que “ya no explota las mentes de las personas”.

Vía | Cult of Mac