Angela Ahrendts dejará su puesto al frente de Retail en Apple en...

Angela Ahrendts dejará su puesto al frente de Retail en Apple en abril

Compartir

Se avecinan nuevos cambios en la directiva de Apple, y no precisamente pequeños. Días después de su presentación trimestral de resultados, y tras mostrar su fortaleza frente a un futuro en el que puede que el iPhone ya no tenga tanta relevancia, Apple ha planteado un importante cambio en su ejecutiva que podría cambiar la estrategia con respecto a una de sus más importantes divisiones, la de Retail. Así, Angela Ahrendts dejará su puesto en abril en Apple tras cinco años de trabajo para la compañía.

En un comunicado oficial de la compañía, los de Cupertino han presentado a la que tomará las riendas de la división, que tendrá un nuevo nombre a partir de su nombramiento. La que ahora será conocida como división de Retail + People será dirigida por Deirdre O’Brien. La nueva vicepresidenta senior de Retail + People lleva más de 30 años trabajando para la empresa, y tras ser la principal responsable de los recursos humanos, ahora tomará también el control de las tiendas de Apple.

Esta decisión parece que ha pillado por sorpresa a muchos, especialmente sabiendo que Angela Ahrendts es la principal responsable de la transformación radical que han sufrido las Apple Store en los últimos años. Tras cinco años de trabajo, ha logrado convertir las tiendas que la compañía tiene repartidas por el mundo en algo más que tiendas, lugares donde la gente puede reunirse y aprender a hacer un mejor uso de la tecnología a través de la creatividad. Y en unos entornos realmente increíbles.

Te puede interesar | Los diseños de Apple siguen ganando premios, esta vez una Apple Store de Nueva York

Ahora, Angela Ahrendts se marcha para lograr nuevos desafíos personales y profesionales tras un trabajo realmente increíble en la compañía, incluso a pesar de que venía de un entorno completamente diferente como el de la moda. Desde luego, ha logrado dejar en el ADN de la compañía su propia marca, y le deja a la nueva ejecutiva una división completamente reinventada, y preparada para enfrentarse al que se le presenta a la compañía.