Swatch venció a Apple, y ahora va a por Samsung

Swatch venció a Apple, y ahora va a por Samsung

Compartir

Hace unos años, antes del lanzamiento oficial del primer modelo de Apple Watch, la relojería suiza Swatch se enfrentó a Apple en una dura batalla legal con el fin de impedir que la compañía de la manzana mordida empleara el término “iWatch” en sus relojes inteligentes.

Legalmente, desde Swatch no tenían todas las de ganar, puesto que se trataba de un término diferente a sus marcas registradas: iSwatch y Swatch. Sin embargo, alegaron que la marca “iWatch” podría confundirse fácilmente con “iSwatch” y finalmente vencieron e impidieron a Apple usar este nombre para sus smartwatches.

Ahora, Swatch vuelve a la carga, pero esta vez han cargado contra Samsung. Según los fabricantes de relojes suizos, Samsung ha infringido una de sus patentes copiando las esferas descargables para su smartwatch.

Swatch pide 100 millones de dólares por el plagio

En el caso de las esferas virtuales de un smartwatch, es extremadamente complejo discernir si Samsung ha copiado una idea o si es originalmente suya. Hay que tener en cuenta que las esferas, tanto físicas como digitales, tienen muchos elementos en común y hay muy poco margen para la creatividad.

Sea como fuere, desde Swatch aseguran que Samsung ha copiado las esferas de sus compañías Longines, Omega y Tissot. Tal y como advierten, estas esferas “son idénticas o virtualmente idénticas” a sus propias esferas.

Los suizos son un hueso duro de roer, y sino que se lo digan a Apple. Así de tajantes se han mostrado en un comunicado:

“Esta copia sin restricciones de las marcas comerciales puede tener un solo propósito: desprestigiar la fama, la reputación y la buena voluntad de las compañías del Grupo Swatch.”

Piden más de 100 millones de dólares por daños y perjuicios.

No se trata de la primera vez que Samsung infringe la patente de diseño de uno de sus rivales. La compañía surcoreana fue forzada a pagar a Apple una importante multa económica por copiar diversas patentes del iPhone.