Compraban iPhone falsos en China y los devolvían haciéndolos pasar por verdaderos

Compraban iPhone falsos en China y los devolvían haciéndolos pasar por verdaderos

Dos ciudadanos chinos estafaron a Apple más de 800.000 dólares cambiando iPhone falsos.

Compartir

De gente que intenta aprovecharse del resto el mundo está lleno, pero en este caso la idea nos ha sorprendido mucho. Dos estudiantes de Oregón han sido detenidos por estafar cientos de miles de dólares a Apple devolviendo iPhone falsos comprados en China.

Se trata de dos estudiantes de universidad chinos que habían entrado con un permiso para estudiar en EEUU, tenían un contacto que les enviaba los iPhone falsos o rotos desde China y ellos los llevaban a una Apple Store para obtener uno nuevo a cambio. Se estima que podrían haber estafado a Apple más de 800.000 dólares.

Te cambio un iPhone falso por uno verdadero

Yangyang Zhou y Quan Jiang se han estado beneficiando de las políticas de garantía de Apple, aunque ellos han declarado que no no sabían que los iPhone eran falsos, se enfrentan a duros cargos federales por estafa y falsificación según ha recogido la web local Oregon Live.

Te puede interesar | El famoso anciano taiwanés “enganchado” a Pokémon GO abandona sus iPhone a cambio de 21 ASUS

El procedimiento era el siguiente, un contacto desde china les enviaba los iPhone falsos, estos iPhone estaban modificados y probablemente la parte exterior fuera verdadera. Recibían casi semanalmente paquetes con 20 o 30 iPhones de su socio en China. Como es normal estos iPhone no se encendían, esto es lo que los estudiantes aprovecharon.

Al no encenderse se dirigían a una Apple Store en busca de ayuda y en más de 1.000 ocasiones Apple les cambió el iPhone falso por uno nuevo. Estos nuevos iPhone eran enviados de nuevo a China para su posterior venta. Su socio en China pagaba a la madre de Jiang y esta lo ingresaba en una cuenta bancaria a la que se puede accede desde los Estados Unidos. Un negocio redondo.

Según los informes que han aparecido, los datos de Jiang estaban asociados a 3.069 iPhone diferentes. Según los registros de Apple, 1.493 de los más de 3.000 reclamos de Jiang terminaron con un teléfono de reemplazo. Si cada uno de los teléfonos valía 600 dólares más o menos, la cifra total asciende hasta los 895.800 dólares, según el sumario del caso.