Estos AirPods falsos tienen el chip W1 de Apple y se sincronizan...

Estos AirPods falsos tienen el chip W1 de Apple y se sincronizan igual de rápido

Tienen la mejor característica de los AirPods y, encima, mucho más baratos

Compartir

Si no tienes unos auriculares Bluetooth inalámbricos es probable que conozcas a alguien que los tenga. Se han puesto muy de moda desde que Apple lanzó los AirPods a finales de 2016, y vuelven a estar en boca de todos ya que la nueva generación salió hace unas semanas.

Se han comercializado tantas unidades que es casi imposible contarlas. Solo en 2018 se vendieron más de 35 millones de AirPods, algo bastante asombroso para unos audífonos que llevaban dos años en el mercado.

La segunda versión de los AirPods no es demasiado diferente de la primera. Tienen el mismo diseño y Apple sigue manteniendo el blanco como el único color disponible (el negro, verde y azul marino los reserva para los Powerbeats Pro), aunque las novedades están en el interior con el chip H1 y “Oye, Siri” y en el exterior con el estuche de carga inalámbrica.

Su precio varía dependiendo de si queremos este nuevo estuche (229 euros) o el antiguo (179 euros). No son baratos, aunque no nos pilla por sorpresa viendo cuánto cuestan el resto de productos de la manzana mordida. Aunque existen imitaciones con el chip W1 (el de la primera generación) por muchísimo menos dinero.

Han conseguido imitar el chip W1 de los AirPods

Los AirPods cuentan con decenas de imitaciones por la red. Copian su apariencia relativamente bien, incluso algunos cuentan con gestos táctiles para subir/bajar volumen o pasar de canción. Flaquean en la calidad del sonido, que no suele ser muy buena, y en la conectividad, pudiendo dar muchos fallos o, directamente, fallar a los pocos días de uso, pero esto último se ha acabado.

Los ingenieros de Apple deben estar ahora mismo tirándose de los pelos. Y es que varios fabricantes chinos han conseguido introducir sus propios chips W1, haciendo que sus AirPods falsos se conecten igual de rápido a los iPhone, iPad y Mac que los verdaderos. Todavía no se sabe muy bien cómo lo han hecho o es que han logrado hacerse con varios chips W1 verdaderos y los han implementado, pero el resultado es, francamente, sorprendente.

El YouTuber HappyRider Reviews ha adquirido uno de estos AirPods clónicos para compararlos con los originales de primera generación. Este modelo en concreto copia más o menos la caja de Apple con algunos añadidos como el nombre del dispositivo y características varias (carga inalámbrica, posibilidad de realizar llamadas con los dos audífonos y gestos táctiles). En la parte trasera aparecen otras indicaciones y el estuche de carga, que tiene un LED que indica el nivel de batería cuando está cargándose, aunque situado un poco más abajo que el original. Un detalle curioso es que se puede cargar por cable, y el tipo de conexión es Lightning, nada de microUSB o similares.

Respecto a los auriculares, prácticamente son iguales. La única diferencia es que los XY no tienen uno de los agujeros negros que los AirPods sí tienen. Nada más sacar las dos unidades del estuche y colocarlos junto al iPhone se puede ver la animación para emparejarlos, igual que los originales. La trampa viene ahora, y es que tanto el porcentaje de batería de los auriculares como el de la caja son falsos, siempre van a mostrar 90% y 31%, respectivamente. Puede que sea algo que no hayan conseguido copiar. Para ver el nivel de carga verdadero hay que ir a los ajustes de Bluetooth.

Pueden comprarse en AliExpress por 30 euros

Estos AirPods falsos con el chip W1 llevan comercializándose desde ayer, 8 de abril, en páginas como AliExpress y Taobao, ambas de origen chino. Este modelo en concreto, que es una versión modificada de los i12 TWS, puede adquirirse por 30 euros, un precio de escándalo si tenemos en cuenta que se sincroniza tan rápido como los originales.

Una lástima que no se haya hecho una prueba de sonido para ver cómo suenan, pues lógicamente es muy complicado que tengan la calidad de los de Apple, pero si se escuchan decentemente podría ser una buena compra para los que les gusta el diseño de estos auriculares Bluetooth inalámbricos pero no pueden permitírselos.

Ahora, más que nunca, hay que tener cuidado a la hora de comprar unos AirPods que no sean de la Apple Store, pues va a ser más fácil engañar a los consumidores que no sepan distinguirlos.