Apple quiere diseñar sus propios sensores LiDAR para su proyecto de Apple...

Apple quiere diseñar sus propios sensores LiDAR para su proyecto de Apple Car autónomo

Apple sigue apostando fuerte por su coche autónomo y quiere controlar todos los aspectos de su fabricación.

Compartir

El proyecto del coche de Apple ha variado desde su nacimiento, primero creíamos que iba a ser un verdadero coche y últimamente parece que solo se centrarán en el software y hardware necesario para que un coche sea autónomo. Apple ya tiene decenas de coches dando vueltas por Estados Unidos y ahora podemos afirmar que la compañía apuesta seriamente por este proyecto.

Según acaba de informar Reuters, Apple quiere diseñar sus propios sensores LiDAR, imprescindibles para los coches autónomos, y ya está teniendo contactos con potenciales proveedores.

El Apple Car sigue adelante

Sabemos que a Apple le encanta tener el control de todo el hardware y el software y con sus coches no va a ser diferente. Esto te da una ventaja increíble ya que puedes diseñar y crear exactamente lo que quieres para que funcione como tú quieres.

Te puede interesar | Los coches de Apple Maps ya circulan por Madrid

Según esta información, Apple está buscando unidades LiDAR que serían más pequeñas, más baratas y más fáciles de fabricar que las que ofrece la tecnología actual. La compañía de la manzana tiene unas altas exigencias para conseguir un “diseño revolucionario”.

Un LiDar, acrónimo de Laser Imaging Detection and Ranging, es un dispositivo que permite determinar la distancia a un objeto o superficie utilizando un haz láser pulsado. Se envía el haz al objeto y se mide el tiempo que tarda en volver, sabiendo la velocidad sabes la distancia.

Habitualmente estos sensores suelen ser muy grandes, como hemos visto en los coches que Apple tiene circulando. LO que quiere ahora la compañía es un LiDAR a medida para, probablemente, poder ocultar fácilmente en al carrocería de un coche.

Parece que Apple está apostando fuertemente por este proyecto de su coche autónomo y a estas nuevas negociaciones hay que sumar las nuevas incorporaciones de ingenieros de Tesla. El llamado “Proyecto Titán” parece estar más fuerte que nunca.