Apple y el iPhone están cada vez más distanciados… y eso es...

Apple y el iPhone están cada vez más distanciados… y eso es bueno

Apple está encontrando nuevas fuentes de ingresos que hacen que su dependencia del iPhone sea más baja.

Compartir

Apple está poco a poco dejando de ser “la compañía que vende el iPhone” para convertirse en una empresa mucho más diversificada, y eso es sin duda una buena noticia. En los últimos resultados trimestrales, las ventas de iPhones supusieron el 53% de los ingresos totales del trimestre, una cifra más baja de lo habitual que comienza a eliminar la dependencia del iPhone en los ingresos de Apple.

La compañía de la manzana mordida ha sabido adelantarse a la actual crisis que está viviendo el mercado global de los smartphones y los nuevos servicios parecen haber llegado en el momento justo. El lanzamiento de Apple Pay o Apple Music supuso un gran salto adelante, pero la llegada de los los nuevos servicios, especialmente de Apple TV+ nos muestra un futuro muy diversificado.

El iPhone cada vez es menos importante

Hace unos años el iPhone era sin ninguna duda la piedra angular sobre la que se cimentaba Apple, hubo momentos en los que era el culpable del 70% de los ingresos de la compañía de la manzana mordida. Eso quiere decir que si el iPhone caía, Apple caía.

Ahora, aun siendo todavía muy importante, Apple tiene otras fuentes de ingresos que mejoran trimestre a trimestre. Los servicios de la compañía llevan varios trimestres al alza y se espera que sigan mejorando gracias a la llegada de Apple TV+, Apple News+, la Apple Card o Apple Arcade, pero además el negocio de los wearables también se esta haciendo fuerte con el Apple Watch y los AirPods tirando del carro.

Poco a poco Apple ha ido sabiendo diversificarse para depender menos del iPhone. Eso sí, tampoco hay de despistarse demasiado ya que gran parte de este nuevo negocio que ha creado Apple está sustentado por usuarios que tienen un iPhone en su bolsillo.

Sin embargo de ahora en adelante no importará tanto cuántos iPhone se venden sino cuántos usuarios activos tiene Apple utilizando sus servicios. Los dispositivos como el iPhone son cada vez mas duraderos y llegará un momento en el que cambiemos de smartphone cada 5 o 6 años. Apple lo sabe y ha conseguido equilibrar la balanza con nuevos formas de ingresos que sin duda afianzan el futuro de la compañía.

Puede que ya no veamos cifras récord año a año en las ventas de iPhone, pero mientras Apple consiga mantener una base activa de usuarios el resto de su nuevo ecosistema seguirá funcionando, y recordemos que hay más de 1.400 millones de dispositivos Apple activos en el mundo.