El informe de transparencia de Apple revela que el gobierno de España...

El informe de transparencia de Apple revela que el gobierno de España es uno de los que más peticiones emite

España entra en un ranking de Apple, aunque no está muy claro si eso es bueno.

Compartir

Cada año, para la tranquilidad de los usuarios que tengan curiosidad por conocer las actividades de Apple con respecto a sus datos, se publica un informe de transparencia por parte de la compañía. De esta forma, los de Cupertino pueden mostrar a sus usuarios la forma en que los gobiernos acceden a la información de las cuentas. Por supuesto, siempre debe haber un motivo justificado para permitir este acceso, de otra forma Apple puede negarse a autorizarlo.

Recientemente, se ha publicado una nueva edición de este informe de transparencia, y los datos relacionados con el gobierno español son realmente sorprendentes. Como se puede ver en el informe, accesible para todo aquel que tenga interés, España está entre los países que más peticiones de información ha hecho a Apple. Con un total de 2.413 solicitudes en la segunda mitad del año pasado, que son 5.121 si se suman a las de la primera mitad.

Estas peticiones incluyen desde las solicitudes de IMEI de dispositivos robados, a comprobaciones de datos financieros por posible fraude fiscal en relación con iTunes y sus tarjetas regalo. Este último caso ha crecido notablemente en España, junto a otros países como Canadá, Alemania o Estados Unidos. Huelga decir que Apple no ha aceptado todas las solicitudes, pero de 29.183 casos globales, se han provisto datos en 22.691. Un número considerable pero poco comparable al total de usuarios de la compañía.

Te puede interesar | China solicitaba el código de desbloqueo de los iPhone y smartphones Android a turistas para espiarlos

La intención de estos informes no es otra que la de asegurarnos que nuestros datos están seguros con la compañía. Apple lleva muchos años velando por nuestros intereses en materia de privacidad, y no han sido pocas las ocasiones en las que se han negado a ofrecer nuestros datos a las autoridades. Y en un momento en el que los gobiernos quieren intentar descubrir nuestras comunicaciones por todos los medios, apostar por compañías que se toman la privacidad tan en serio parece la única opción.