Cómo conectar el Apple Watch a una red Wi-Fi

Cómo conectar el Apple Watch a una red Wi-Fi

Con este tutorial podrás aprovechar al máximo la conectividad Wi-Fi de tu Apple Watch

Compartir

Apple watch

Con la llegada del WatchOS 5 se ganó mucha independencia en los Apple Watch, sobre todo en conexión inalámbrica tanto en LTE, en la versión correspondiente, como en Wi-Fi. Anteriormente el “wearable” de Apple conectaba a las redes wifi al desconectarse del teléfono o al no tenerlo cerca siempre que estuviera la red wifi anteriormente conectada al iPhone. Sin embargo con la llegada de este sistema se puede conectar una wifi directamente desde nuestros relojes.

Conectarse a una red wifi desde el Apple Watch

Si hemos optado por dejar el teléfono en casa y solo llevamos el reloj tenemos la opción de conectar a la red LTE si nuestro dispositivo cuenta con esa función. Si no queremos gastar datos o nuestro reloj no dispone de ese tipo de conexión, entonces tenemos la opción de conectarnos a una red Wi-Fi.

Para ello pulsamos la corona digital y pulsamos sobre la aplicación de “Ajustes”. Una vez dentro de ajustes seleccionamos la opción “Wi-Fi”. Una vez dentro nos aparecerá en la pantalla el listado de redes disponibles, de una forma similar a la que nos aparece en los iPhone.

Conectar wifi Apple Watch

Una vez seleccionada la red Wi-Fi a la que nos queremos conectar nos pedirá la contraseña, la escribimos y ya estaremos conectados con nuestro reloj a esa red. Desde el mismo menú podemos dejar de recordar una red a la que ya estemos conectados.

¿Cómo saber si está conectado el Apple Watch a una red Wi-Fi?

Al carecer el dispositivo de los iconos en la parte superior de la pantalla como el iPhone, el iPad o los Mac, a veces cuesta saber si está conectado a una red Wi-Fi, a LTE o al iPhone mismo. Para verificar la conexión de nuestro Apple Watch deslizamos con un dedo desde abajo de la pantalla hacia arriba. Si estamos conectados a una red Wi-Fi el icono correspondiente aparecerá en verde y arriba nos pondrá el nombre de la red a la que estamos conectados.

Como podemos ver, resulta sencillo con esta versión del sistema operativo del reloj de la manzana conectarse a una red Wi-Fi, ganando en independencia sobre el iPhone, por lo que ya no tendremos que llevar obligatoriamente nuestro teléfono cada vez que salgamos para que tenga conectividad el Apple Watch.