El reconocimiento facial del Google Pixel 4 funciona con los ojos cerrados

El reconocimiento facial del Google Pixel 4 funciona con los ojos cerrados

Un fallo muy grave en el sistema de seguridad.

Compartir

google

Desde Google han admitido que el reconocimiento facial de su nuevo teléfono Pixel 4 también desbloqueará el dispositivo incluso si los ojos de un usuario están cerrados.

Y esto, queridos lectores, no es algo muy positivo a nivel de seguridad. Cualquiera podría desbloquear tu terminal mientras estás durmiendo y acceder a todos tus datos.

Hasta ahora el Pixel 4 de Google ha recibido muy buenas críticas, pero la seguridad es uno de los aspectos más importantes. Sobre todo durante estos tiempos que corren…

Te puede interesar | El iPhone 11 destroza al Pixel 4 donde más duele: en el modo noche

El problema del reconocimiento facial del Pixel 4

Muchos usuarios han alabado el nuevo sistema súper rápido de reconocimiento facial de Google, un sistema que reemplaza al sensor de huellas y que funciona básicamente igual que el sistema Face ID del iPhone de Apple.

Pero ahora sabemos que el Pixel 4 se puede desbloquear cuando un usuario tiene los ojos cerrados. Por su parte, el sistema Face ID de Apple evita que esto ocurra gracias a una función que comprueba si los ojos de un usuario están abiertos.

Aquí está la prueba:

“El reconocimiento facial del Pixel 4 funciona incluso si estás dormido / muerto. Eso parece problemático.”

Y como mencionábamos previamente, Google no ha ocultado esta información. Desde el centro de ayuda y soporte de Google la compañía advierten a sus consumidores sobre este tema:

“Tu teléfono también se puede desbloquear por otra persona si enfocan a tu rostro, incluso si tus ojos están cerrados.”

No es el único smartphone que ha suscitado la polémica recientemente, recordemos que hace muy poco se descubrió que solo era necesario un protector de 3 euros para hackear el lector de huellas del Galaxy S10, así que últimamente ningún dispositivo se libra de la quema en lo referente a seguridad.