Una pareja se cae por un acantilado en su primera cita y...

Una pareja se cae por un acantilado en su primera cita y el Apple Watch les salva la vida

De nuevo el Apple Watch resulta esencial.

Compartir

Apple Watch

Hemos perdido la cuenta de cuántas veces el Apple Watch ha sido esencial para salvar la vida de alguien. Tenemos historias de todos los tipos, desde mujeres que se caen hasta usuarios a los que el Apple Watch ha detectado un problema cardíaco grave, sin embargo nunca habíamos oido una historia como la que os traemos hoy.

Según ha informado la cadena local News 12 New Jersey, el Apple Watch de un usuario le ha salvado al vida a él y a su acompañante al detectar una caída fuerte y llamar automáticamente a emergencias. Afortunadamente ambos se encuentran bien, aunque con algunas lesiones importantes.

El Apple Watch vuelve a ser un seguro de vida

James Prudenciano, de 28 años, y su cita, Paige Paruso, estaban de excursión en el parque Hartshorne Woods, cerca del municipio de Middletown, la semana pasada cuando se hizo de noche y se perdieron en el bosque.

hartshorne woods park

Sin saber muy bien cómo, tropezaron con unas espinas sobre un pequeño acantilado y quedaron atrapados. Una vez transcurrido un tiempo, decidieron deslizarse ladera abajo para intentar escapar de allí y encontrar tierra firme, sin embargo fueron a parar contra unas rocas y el río Navesink.

Paige cayó al río, aunque pudo decirle a James que, aunque estaba herida, estaba bien. Sin embargo, y afortunadamente para los dos, el Apple Watch de Prudenciano detectó una “caída fuerte” y llamó al 911.

“Llegamos al fondo y fue entonces cuando me di cuenta de que era vida o muerte. Miré hacia abajo y noté que era una caída directa hacia las rocas y el agua. Estaba gritando que iba a morir porque realmente sentía que iba a morir. No había forma de salir de esta”.

Afortunadamente el Apple Watch envió tres mensajes a la madre de James indicando que su hijo había llamado a los servicios de emergencia y dándole una ubicación aproximada. Gracias al Apple Watch ambos fueron rescatados por las autoridades y se espera que se recuperen por completo.

Encontraron a Prudenciano en el río sobre una roca y con tres fracturas en la espalda, varios rasguños y con varias espinas que todavía clavadas. El propio James Prudenciano ha declarado que sin su Apple Watch no habrían podido sobrevivir. Sin duda es una historia increíble que muestra hasta qué punto el Apple Watch puede ser un dispositivo importante, afortunadamente todo terminó bien para ambos, aunque nunca olvidarán su primera cita.