Los usuarios de iPhone son más propensos a comprar smartwatch que los...

Los usuarios de iPhone son más propensos a comprar smartwatch que los de Android

El Apple Watch es el smartwatch preferido.

Compartir

Apple Watch

Los relojes inteligentes llegaron hace ya algunos años, sin embargo parece que son un dispositivo de nicho no apto para todo el mundo. Un reciente estudio de Consumer Intelligence Research Partn acaba de estimar que la diferencia entre el tipo de usuarios que compra un smartwatch es bastante significativa.

Según este estudio, el 35 por ciento de los compradores de iPhone en los Estados Unidos tienen un reloj inteligente, en comparación con solo el 16 por ciento de los compradores de Android que tienen un smartwatch. Esto quiere decir que los usuarios de iPhone son mucho más propensos a comprar un smartwatch que los de Android.

Los smartwatch son cosa de usuarios de iPhone

Se pueden extraer muchas conclusiones de este estudio, pero probablemente la principal sea el Apple Watch. El reloj de Apple es el más popular del mercado y solo puede utilizarse con un iPhone. De el 35% de usuarios de iPhone que tiene un reloj inteligente, casi el 20% tiene un Apple Watch.

Apple Watch smartwatch

Te puede interesar | Las 5 funciones más útiles y desconocidas del Apple Watch

La segunda marca de smartwatch que prefieren los usuarios de iPhone en Fitbit, veremos si eso se mantiene durante los próximos meses tras la compara de la empresa por parte de Google.

“Los compradores de iPhone tienen el doble de probabilidades de tener un reloj inteligente que los compradores de Android”

Los usuarios de Android suelen decidirse por un smartwatch de Samsung o de Fitbit, y esto puede tener mucho que ver con la compra por parte de Google. El sistema operativo para smartwatch de Google es WearOS, y como podemos ver no aparece en la tabla, se incorpora en la categoría “Otros”, tras la compra de Fitbit es posible que Google consiga ampliar su cuota de mercado.

Si Apple hiciera el Apple Watch compatible con Android es posible que las diferencias fueran menores, sin embargo de momento esto parece una auténtica utopia.