Apple completa la adquisición del negocio de módems de Intel, que admite...

Apple completa la adquisición del negocio de módems de Intel, que admite una ‘pérdida multimillonaria’

El fabricante de microprocesadores ha hablado sobre las estrategias "anticompetitivas" de Qualcomm.

Compartir

Intel 5g

Intel es conocida en el mundo entero por desarrollar los procesadores de millones de ordenadores en todo el mundo, un mercado que sigue dominando con bastante soltura. Sin embargo, no es el único negocio en el que la compañía tecnológica está involucrada. A lo largo de los años, Intel ha desarrollado todo tipo de tecnologías para contribuir al progreso del sector con múltiples avances de gran importancia. Por desgracia para ellos, no todos han salido tan bien como esperaban.

Uno de los negocios que más quebraderos de cabeza parece haberle dado a la compañía últimamente es el de los módems. A las puertas de la gran evolución que ya está suponiendo el salto al 5G, la compañía tuvo que tomar la decisión de vender a Apple su división de módems para smartphones por una cantidad de 1 billón de dólares. Un pago por el que los de Cupertino obtienen más de 17.000 patentes de tecnologías de comunicaciones inalámbricas.

Ahora, tras la necesaria revisión de la operación por parte de las autoridades reguladoras pertinentes, Intel ha anunciado que la venta ha sido completada, y que tanto la propiedad intelectual como el equipamiento y los más de 2.000 empleados de la división de módems para smartphones de la compañía han pasado a formar parte de Apple. Esto no incluye a los negocios relacionados con la fabricación de módems para otros dispositivos como ordenadores o vehículos autónomos.

Apple Park

Te puede interesar | Apple adquiere el negocio de módems para smartphones de Intel

En un documento judicial compartido por Reuters, Intel no ha dudado en aprovechar para hablar sobre las prácticas de Qualcomm en este sector, que califica de “asfixiantes”. Además, también han indicado que se trata de una operación de venta en la que la compañía ha perdido billones de dólares, precisamente como resultado de ese enfrentamiento con el que era su principal rival en el mercado.