Tim Cook, CEO de Apple, se ha reunido con el presidente Pedro Sánchez a raíz de la «Tasa Google»

    El CEO de Apple se ha reunido con el presidente del gobierno español para discutir la aplicación de la "Tasa Google".

    Tim Cook

    Hay que algo que está trayendo de cabeza a las grandes compañías tecnológicas, especialmente a los gigantes americanos Google, Amazon y Apple. La llamada «Tasa Google», un impuesto especialmente pensado para estas compañías que en muchos casos tributan fuera de nuestros países, hará que las tecnológicas contribuyan en mayor medida a las arcas públicas de nuestro país. Algo que, por supuesto, no termina de gustar en la ejecutiva de estas empresas.

    Tras haber sido aplicada en Francia con éxito, ahora es España la que busca replicar la misma estrategia como medida contra las estrategias de evasión fiscal que utilizan algunas compañías. Por ello, los directivos de estas han comenzado a ponerse en contacto con el gobierno, a fin de evitar grandes consecuencias para sus cuentas. En este contexto, Tim Cook, CEO de Apple, se ha reunido el pasado miércoles con el presidente Pedro Sánchez para discutir sobre la aplicación de este impuesto.

    En el marco del Foro Económico Mundial celebrado en Davos, como indican desde El Español Pedro Sánchez ha tratado de persuadir a los ejecutivos de algunas de las empresas afectadas por este futuro impuesto sobre los efectos positivos que podría tener. En su reunión con Tim Cook, por ejemplo, han hablado sobre las ventajas de la digitalización tanto para el crecimiento económico como para la formación de los trabajadores. Además, también ha estado en contacto con representantes de Google Europa, así como de Amazon.

    Tim Cook

    Te puede interesar | Tim Cook dice que la realidad aumentada es la “próxima gran cosa” y defiende las iniciativas de salud de Apple

    Por el momento, parece que España seguirá su hoja de ruta para implantar la «Tasa Google», de forma que deberíamos poder ver un aumento de la contribución de estas grandes compañías. Sin embargo, habrá que ver si este movimiento afectará a los planes de las mismas en nuestro país, especialmente en materia de inversiones y empleo. Por ahora, tan solo queda esperar que las posibles consecuencias negativas sean superadas por las ventajas.