El truco de iPhone definitivo: bloquea el “táctil” de la pantalla mientras...

El truco de iPhone definitivo: bloquea el “táctil” de la pantalla mientras esta permanece encendida

A veces, una función de accesibilidad puede ser realmente útil cuando menos te lo esperas.

Compartir

iPhone 11

Seguro que muchos os habréis encontrado en la situación de que, mientras usáis vuestro teléfono para distraer a un niño pequeño con algún vídeo, este de repente decide comenzar a trastear con la pantalla. Obviamente, es algo perfectamente normal e inevitable, simplemente tenemos que fijarnos en lo mucho que nos cuesta a los adultos estar despegados de las pantallas. Sin embargo, puede ser algo molesto tener que estar pendiente continuamente de que no se active nada raro en el dispositivo.

En este sentido, aún no tenemos disponible en iOS un “Modo Niños” que nos permita bloquear todas las funciones que consideremos molestas a la hora de dejar nuestra pequeña pantalla a un niño. Y aunque estaría bien que Apple se planteara crear algo así, lo cierto es que puede que no sea necesario. Gracias al descubrimiento de una madre, compartido por el portal The Sun, ahora sabemos que es posible utilizar una función de accesibilidad para evitar que la pantalla táctil esté activa en ciertos momentos.

La característica de Acceso Guiado, disponible en el menú de Accesibilidad en la app Ajustes, permite mantener el iPhone bloqueado en una aplicación, pudiendo controlar las funciones que están disponibles. Para ello, una vez hayamos habilitado la característica en Ajustes, simplemente tendremos que pulsar el botón lateral tres veces seguidas en la app que queramos usar. Para desactivarlo, solo será necesario que repitamos el proceso, tras lo cual el iPhone volverá a funcionar con normalidad.

accesibilidad

Te puede interesar | ‘CarKey’, la nueva función de iOS 13.4 para abrir el coche con NFC desde el iPhone

Este pequeño truco, que parece haber nacido a base de los clásicos experimentos de una madre para mantener controlado a su pequeño, puede ser realmente útil ahora que es tan común dejar a los niños frente a la pantalla. No obstante, la forma más eficaz sigue siendo no perderlos de vista, controlar el uso del dispositivo, y enseñarles a usarlo adecuadamente cuando comiencen a ser conscientes de lo que pueden hacer con ellos.