Tim Cook confía en que China pronto pueda tener el coronavirus “bajo...

Tim Cook confía en que China pronto pueda tener el coronavirus “bajo control”

¡Para Cook la normalidad ha regresado poco a poco las fábricas de Apple!

Compartir

Tim Cook

Desde la primera alerta ante la expansión del coronavirus en China, Apple ha acatado las normas de seguridad recomendadas en el país para prevenir la expansión del virus, como el cierre temporal de sus fábricas y tiendas, siempre ha ratificado su compromiso con todo el equipo de la compañía que hace vida en ese país.

Ahora, a casi dos meses de haberse detectado el primer caso, el CEO de Apple Tim Cook, quien hace dos semanas afirmó que la compañía no logrará sus metas financieras para el primer trimestre del año debido al impacto del coronavirus, ha vuelto a dar declaraciones con respecto al virus sin embargo se ha mostrado optimista sobre la posibilidad de que el coronavirus se pueda controlar en un futuro inmediato.

En una visita a Birmingham, Alabama, donde habló en un evento para EdFarm, que ofrecerá el plan de estudios de Apple Can Code, Cook ofreció una entrevista a Fox Business en la que oportunamente, fue consultado sobre el impacto del coronavirus en el negocio de Apple.

Según el CEO de Apple, China está comenzando a controlar el coronavirus y que es optimista acerca de que las cosas vuelvan a la normalidad.

Me parece que China está controlando el coronavirus. Cuando miras los números, están bajando día a día. Y entonces soy muy optimista allí.

Asimismo, hizo referencia a que los proveedores de Apple en China están volviendo al trabajo y que la producción está aumentando.

Cuando observa las partes (del iPhone) que se hacen en China, hemos reabierto las fábricas, por lo que las fábricas pudieron trabajar en las condiciones de apertura. También están en rampa, así que pienso en esto como una especie de tercera fase de volver a la normalidad y estamos en la fase tres del modo de rampa.

A pesar de los comentarios del CEO de Apple, aún hay una incertudumbre mundial por los riesgos de la expansión del virus, que si bien no afectarían directamente la producción, puede alterar otros factores del negocio de Apple.