YouTube también confirma la reducción de calidad en Europa

YouTube también confirma la reducción de calidad en Europa

Apple, Netflix, Amazon, y ahora YouTube, se unen para reducir la carga de tráfico en la red.

youtube iphone x

Desde el inicio del periodo de Estado de Alarma en España, muchos de los trabajadores del país han comenzado a realizar sus tareas desde el hogar por medio de soluciones de teletrabajo. Además, los estudiantes también se han visto obligados a tomar medidas para lograr mantener mínimamente el ritmo de aprendizaje, lo que también significa que deben hacer uso de sistemas de comunicación como Skype para ponerse en contacto con sus compañeros y profesores.

Si a todo esto le sumamos que hay millones de personas confinadas en sus casas y cuyas formas de entretenimiento se basa en usar plataformas de vídeo en streaming o contactar con sus amigos o familiares a través de videollamadas, nos encontramos con que la red está siendo sometida a una alta carga de tráfico de forma constante. Y para evitar colapsos, la Unión Europea ha aconsejado a los principales proveedores de contenido que restrinjan su calidad de visionado.

Ahora, plataformas como Netflix, Apple TV+, o más recientemente, YouTube, como ha informado Reuters, limitan la calidad de las retransmisiones por debajo de HD. Estas medidas deberían ayudar a reducir la congestión de las redes, evitando así mayores problemas en el futuro. Estas medidas tendrán una duración de 30 días, tras los cuales deberíamos poder recuperar la normalidad y volver a disfrutar de todos los vídeos en la mejor calidad disponible por defecto.

YouTube

Te puede interesar | ‘The Banker’, la primera película de Apple con Samuel L. Jackson, ya está disponible en Apple TV+

Este tipo de medidas también han reabierto un importante debate: el de la neutralidad de la red. A pesar de que esta vez no son los operadores los que imponen los límites, ya hay quien dice que esto podría sentar un peligroso precedente a la hora de discriminar el tráfico en internet. Concretamente, se teme que se comience a discriminar entre lo que algunos clasificarían como «tráfico esencial» y lo que no, formando el entretenimiento, según muchas opiniones, a este segundo grupo.