Análisis de Apple TV+ tras 6 meses en el mercado

Análisis de Apple TV+ tras 6 meses en el mercado

¡Apple TV+ aún busca el éxito que la consolide entre las plataformas similares!

Apple TV+ En noviembre de 2019 Apple presentó su apuesta en la batalla del streaming que varias compañías han alimentado en los últimos años, con el lanzamiento de su plataforma Apple TV+. Desde entonces, el servicio parecía prometedor, gracias a los nombres asociados a sus producciones y por el claro crecimiento del público que se ha ido alejando de la televisión tradicional. Seis meses después de su début, así van las cosas para Apple TV+.

La propuesta de Apple ofrece un plan de suscripcion anual y mensual como la mayoría de los servicios se streaming, sin embargo en su etapa promocional, ofreció pruebas gratuitas de un año para los clientes que adquirieron un iPhone, iPad, iPod touch, Apple TV o Mac, lo que sin duda hizo aumentar los números de suscripciones, pero no los ingresos.

Según la información compartida por appleinsider Apple no indicó un número el número de suscripciones activas de Apple TV+ en su comunicado de ganancias o llamada de los inversores el 30 de abril, aunque sí anunció que su categoría de Servicios, de la que forma parte Apple TV +, registró ingresos récord de 13.3 mil millones de dólares.

Apple TV+: Muchos suscriptores pero poco impacto

Apple TV+

A la fecha, se puede asegurar que Apple TV+ ha brindado una gran cantidad de entretenimiento de calidad, pero aún no ha producido un éxito masivo que acapara la cultura, el tipo de programa que ocasiona la adición de miles de suscriptores, y mucho menos la proliferación de memes en línea. A diferencia de rivales como Amazon, Netflix o incluso servicios presentados posteriormente como Disney+, que ha hecho lo propio con The Mandalorian.

Seis meses después del lanzamiento, Apple sólo puede señalar algunos éxitos creativos innegables en el servicio, incluidos algunos programas que fueron aclamados por la crítica y uno que ganó algunos premios; The Morning Show, ya confirmado para otras tempordas.

Asimiso, Dickinson obtuvo críticas positivas y pareció aterrizar bien con los fanáticos de su joven estrella, Hailee Steinfeld. Y si bien ambos se renovaron, ni For All Mankind ni See fueron ningún tipo de fenómeno, mientras que Servant, que debutó a fines de noviembre, tampoco funcionó como se esperaba.

De los programas que llegaron más tarde, Mythic Quest: Raven’s Banquet fue una comedia de situación consistentemente divertida y sorprendente, mientras que Little America era una serie de antología que a menudo afectaba sobre historias de inmigrantes estadounidenses. Home After Dark, Truth Be Told y Defender Jacob fueron noticia.

Home Before Dark

De las películas de Apple y otros programas especiales, Beastie Boys Story fue un espectáculo enérgico y centrado en la música que se debería imitar en el catálogo de la plataforma. En el caso de las películas, habían unas cuantas propuestas interesantes, como The Banker, sin embargo su début en pleno inicio de la cuarentena hizo que esta se pasara sin pena ni gloria.

Sobre el balance de Apple TV+, el analista Toni Sacconaghi de Bernstein sugirió en una nota de febrero que el nuevo servicio estaba «fallando en resonar con los clientes, quizás debido a sus limitadas ofertas de contenido». Y esta quizás, también es una razón por la que Apple no se ha beneficiado del despegue de este tipo de servicios

Por su parte, otros especialistas han sido más específicos, concluyendo que Apple TV + necesita definir su identidad, ya que además de la vaga valoración de la calidad y la programación de nivel medio a alto, no hay un estilo house establecido, o un tipo específico de programa que haga que uno diga «ese es un programa de Apple TV +» o «eso encaja perfectamente con lo que Apple haciendo.»

Sin embargo, aún parece pronto para dar por sentado el futuro de Apple TV+. Afortunadamente la compañía cuenta con los recursos suficientes como para hacer pruebas de ensayo y error, enderezar el camino y encontrar «el programa» que todos esperan.