El día que Ellen DeGeneres llamó al propio Steve Jobs para quejarse...

El día que Ellen DeGeneres llamó al propio Steve Jobs para quejarse del iPhone

¡Ellen DeGeneres y Steve Jobs protagonizaron una anécdota sobre el iPhone!

Compartir

Ellen De Generes con un iPhone

Cuando la mayoría de nosotros tiene problemas con su iPhone, buscamos un tutorial para resolverlo y si escapa de nuestras manos seguro vamos a una Apple Store. Mientras tanto, otro grupo tiene la posibilidad de resolverlos directamente con el CEO de la compañía más valiosa del mundo. Pues muy seguramente piensen que una vez con el número agendado hay que aprovecharlo.

Una de las personas con el privilegio de recibir una atención de primera ha sido la famosa comediante y conductora de televisión Ellen DeGeneres, quien en una oportunidad llamó a Steve Jobs para quejarse del tamaño de la fuente de su iPhone. Así lo ha revelado un productor asociado a “The Ellen Show” en una entrevista con el New York Post.

Ellen DeGeneres se quejó del iPhone con Steve Jobs

Según el productor, DeGeneres había perdido sus lentes y no podía leer un mensaje de texto en su iPhone. Inmediatamente, hizo una llamada a Steve Jobs para manifestarle su queja con respecto al móvil.

“Ella detuvo todo e hizo una llamada”…”Lo siguiente que sabemos es que, literalmente, escuchamos a Steve Jobs responder y decir” Hola, Ellen “… “Ellen le dijo que el iPhone debería tener una fuente más grande”.

Aunque no está claro cómo terminó la conversación, poco después la función de aumento de fuente apareció en iOS, y seguro que a muchos les gustaría pensar que DeGeneres tuvo algo que ver.

Te recomendamos| Tim Cook ha pasado horas enseñando a Warren Buffett a usar su iPhone 11

En otro escenario, esta sería una situación sobre la que la presentadora podría dar alguna declaración para confirmarlo o no. Sin embargo, en esta oportunidad el comentario no resultó una anécdota dentro de una entrevista sobre DeGeneres y sus amistades, dada su importancia en el mundo del entretenimiento, sino que ha servido para reforzar las acusaciones de comportamiento grosero hacia su equipo de trabajo, que la han afectado últimamente.

En las últimas semanas, varios compañeros de trabajo e incluso entrevistados de su show han hecho eco de la conducta irrespetuosa de DeGeneres. En este sentido, algunos colegas han revelado situaciones como estas, para resaltar que muchos de sus comportamientos quizás correspondan a su “realidad privilegiada.”

Lo cierto es que si en algún momento DeGeneres se quejó del iPhone, este siguió siendo su móvil favorito. Pues este fue su primera elección para publicar fotografías en la noche de los Oscars de 2014, después de haber hecho publicidad de la calidad de la cámara del Galaxy Note 3 de Samsung, durante la ceremonia.