El hacker que publicó detalles confidenciales de Apple en Twitter consigue eludir la cárcel

    Hacker que filtró información de Apple ya fue castigado.

    Hacker de Apple

    El hacker australiano Abe Crannford compareció ante un tribunal por los delitos de robo de información confidencial de empleados de Apple, sin embargo ha podido evitar ir a la cárcel.

    Apple incita a los hackers

    Las filtraciones son uno de los grandes dolores de cabeza de Apple y aunque la compañía paga hasta 1 millón de dólares a quien encuentre errores en su sistema, muchas aquellos que descubren ciertas vulnerabilidades o detalles de un sistema prefieren hacer de esta información algo público y pasan de descubrir a cometer un delito.

    Este fue el caso de Abe Cranfford que después de haber obtenido y filtrado información de empleados de Apple que trataba sobre el firmware y que compartió en GitHub, su abogada argumento que es la misma compañía la que alienta a los hackers a encontrar debilidades en sus productos y software.

    «Apple promueve en cierto sentido la capacidad de profundizar en una computadora y encontrar un error o un problema técnico, y luego saberlo ayuda a la compañía a mejorar su producto», dijo la abogada defensora Ines Chiumento. «Con esa capacidad atesorada y buscada, es difícil enviar un mensaje a los jóvenes sobre la ilegalidad si las empresas no envían el mismo mensaje»

    iPhone hackeado

    Sentencia al hacker que filtró información de Apple

    Tras el robo y exposición de información en su cuenta de Twitter entre 2017 y 2018, Abe Crannford tuvo que responder por su delito ante un tribunal que le dio un proceso de manera remota debido a la contingencia por el COVID-19.

    Crannford ya se había declarado culpable por dos delitos el pasado mes de febrero de este mismo año. Los dos cargos a los que respondió fueron: acceso no autorizado y modificación de datos restringidos. Pero pese a ser condenado por el magistrado Doug Dick, el hacker australiano fue castigado solo con una multa de $ 5,000 y un período de «reconocimiento» de 18 meses.

    Abe Cranfford pudo librarse de la condena de cárcel, sin embargo, la fiscalía ha definido correctamente que acciones como las de Cranfford son contrarias a la búsqueda de las recompensas que ofrece Apple pues nunca informo a la compañía sobre los fallos y los publicó, caso contrario a este otro hacker que consiguió una recompensa por encontrar fallos en la cámara del iPhone.