Europa abre investigación contra Apple y podría obligar a abrir el NFC del iPhone

    ¡Apple enfrenta una nueva investigación!

    iPhone 11 negro

    Después de meses de intensas investigaciones y denuncias por prácticas monopólicas gracias a varios de sus servicios, Apple sigue sin liberarse de nuevos episodios de este tipo. Ahora, la Unión Europea está considerando una nueva legislación antimonopolio, que permitirá a aplicaciones terceros acceder al chip NFC en el iPhone y Apple Watch sin tener que usar Apple Pay.

    Hasta ahora, los terminales de pago pueden leer el chip NFC de los iPhone y los relojes Apple, lo que les permite procesar los pagos a través de Apple Pay. Por ello, Apple toma una pequeña parte de todas las transacciones realizadas a través de Apple Pay, generando quejas de algunos bancos que califican esta medida como anticompetitiva y han pedido a las autoridades contrarrestarla.

    El NFC de Apple es el foco de una nueva investigación

    Hace pocos días, la Unión Europea confirmó que está considerando nuevas reglas para que Apple ofrezca a sus competidores acceso a la tecnología de pagos dentro de sus iPhones. Con este cambio, los fabricantes de dispositivos móviles no podrán limitar el acceso a la tecnología de comunicación de campo cercano incorporada en teléfonos inteligentes y otros dispositivos como relojes inteligentes.

    De acuerdo con el documento que se examinará la próxima semana por la Comisión Europea como parte de un paquete de propuestas políticas, la Unión Europea ha expuesto:

    «Paralelamente a su aplicación actual y futura de la competencia, la Comisión examinará si es apropiado proponer una legislación destinada a garantizar el derecho de acceso, en condiciones justas, razonables y no discriminatorias, a las infraestructuras técnicas que se consideren necesarias para respaldar la prestación de pagos servicios ”.

    De acuerdo con la información publicada por 9to5mac, en noviembre del año pasado,el parlamento alemán aprobó una ley que requeriría que Apple pusiera el chip a disposición de empresas de terceros.

    Esta semana el parlamento votó para que los operadores de infraestructura de dinero electrónico ofrezcan acceso a sus rivales por una tarifa razonable. Siguiendo este precedente es probable que los esfuerzos a nivel europeo concluyan con la misma decisión.