Análisis HomePod mini, ¿merece la pena el pequeño altavoz de Apple?

Análisis HomePod mini, ¿merece la pena el pequeño altavoz de Apple?

Analizamos el pequeño HomePod mini para que veas si merece o no la pena.

El HomePod mini ha sido una de las sorpresas del catálogo de Apple de 2020. Un pequeño, potente y, sorprendente, asequible altavoz que completa el ecosistema de Apple en cuanto a sonido.

portada homepod mini
El pequeño HomePod mini

En este mercado, Apple ha apostado tradicionalmente más por la calidad del sonido que por la «inteligencia» de estos altavoces. El HomePod mini sigue manteniendo esta base, aunque obviamente a un nivel inferior que el de su hermano mayor.

Analizando el HomePod mini

El HomePod mini es un altavoz muy interesante si eres usuario de Apple y tienes varios dispositivos de la manzana, y además te gusta escuchar música o podcast en tu día a día. Como extra, te llevas a Siri, que aunque probablemente no es el asistente más inteligente, sigue haciendo muchas cosas bien.

Diseño

El diseño sorprende en cuanto lo sacas de la caja, el HomePod mini es realmente pequeño. Es prácticamente una esfera de 9,79 cm de diámetro, cortada en la zona superior e inferior, por eso el alto se queda en solo 8,43 cm. Comparado con un iPhone 12 Pro quizás te hagas una idea de lo pequeño que es.

homepod mini y iPhone 12
El HomePod mini y el iPhone 12

Este diseño esférico y pequeño hace que el HomePod mini pueda situarse prácticamente en cualquier estancia y en cualquier lugar. Puede estar encima de una mesa, en una estantería, en la encimera de la cocina o en un mueble en el baño. El color blanco queda más discreto, pero también está disponible en negro si te gusta más, además se ensuciará menos.

El HomePod mini está cubierto casi al 100% por una malla sin costuras, la misma que encontramos en el HomePod original y que está diseñada de una forma especial para ser transparente al sonido y no perturbarlo. La malla se siente rígida y de calidad, aunque puede ser susceptible de acumular suciedad con el tiempo.

En la parte superior tenemos la pantalla táctil, un panel circular de cristal con los botes de subir y bajar volumen. El círculo entero se ilumina cuando hablamos con Siri, recibimos una notificación o reproducimos una canción. Su funcionamiento es sencillo y muy bueno, reconoce muy bien las diferentes combinaciones de toques que podemos realizar para controlar el HomePod mini.

pantalla homepod mini
La pantalla del HomepPod mini

En la parte «posterior», al ser esférico no hay una zona delantera y trasera realmente, tenemos el cable trenzado con salida USB-C, el HomePod mini no tiene batería, debe usarse conectado a la red.

Este no es un cable que podamos desconectar o intercambiar ya que está unido al HomePod mini, pero sí que es un cable de una calidad superior al que tenemos en otros dispositivos como el iPhone o el iPad. Ah, y el adaptador de corriente de 20W USB-C sí que está incluido en la caja.

cable homepod mini
El cable del HomePod mini

El diseño en general me parece muy acertado, más bonito que el del HomePod original y que destacará lo justo en cualquier estancia de la casa. Si quieres esconderlo pasará desapercibido, y si quieres lucirlo el diseño es de diez.

Sonido

No soy un experto en sonido, y tampoco creo que el HomePod mini sea un dispositivo pensado para este tipo de usuarios. Partiendo de esa base, el HomePod mini suena muy bien. Comparado con otros altavoces de su rango de precio, como dos Amazon Echo que tengo en casa, es un dispositivo que suena mejor.

El HomePod mini cuenta con el procesador S5, un transductor de rango completo y dos radiadores pasivos para reproducir graves profundos. Está diseñado para un sonido 360 grados, por lo que puede situarse en el centro de la sala y sonará igual de bien independientemente de donde estés. Es difícil transmitir una sensación de sonido, pero la de este HomePod mini es muy equilibrada, es un altavoz que puede sonar muy alto sin que se aprecien distorsiones.

homepod mini reproduciendo música
Cuando estás reproduciendo música o un podcast, la pantalla del HomePod mini se ilumina ligeramente

Obviamente, no le podemos pedir que tenga unos bajos potentes, como los que tiene su hermano mayor, pero para su pequeño tamaño, y su precio más que justo, es un altavoz que vale lo que cuesta.

Conectividad en el ecosistema Apple

Es el punto más fuerte del HomePod mini si quieres un altavoz inteligente, pequeño y tienes varios dispositivos de Apple. La conexión y configuración inicial es la misma que encontramos en dispositivos como los AirPods o el propio HomePod original. Verás una ventana en tu iPhone para comenzar la configuración, y una vez finalizada, todos los dispositivos de Apple asociados a tu ID se entenderán con el HomePod mini.

Una de las cosas que más me han gustado es la de pasar contenido de nuestro iPhone al HomePod y viceversa. Con solo acercar el iPhone al HomePod, verás una pequeña notificación y lo que estés reproduciendo pasará al altavoz. Es algo que también funciona al revés, cualquier canción o podcast que estás escuchando en el HomePod, se pasará al iPhone con solo acercarlo. Además es algo que podrá hacer cualquier miembro de tu hogar una vez los añadas en la app Casa.

homepod mini y iPhone
Enviar contenido del iPhone al HomePod, y al revés, es sencillo y rápido

Otra función interesante es Intercomunicador. Mediate esta novedad que ha llegado junto al HomePod mini podemos enviar comunicados desde un iPhone, iPad o Apple Watch que llegarán al HomePod mini. Veremos una notificación verde y se reproducirá el audio enviado, al que podremos contestar de forma muy rápida. Si te acostumbras a usarlo puede ser muy útil en determinadas circunstancias.

homepod mini notificacion intercomunicador verde
La notificación verde indica un mensaje vía Intercomunicador

En este sentido, se nota que es un dispositivo de Apple por los cuatro costados, todo funciona realmente bien. Eso sí, hay que recordar que no funciona con dispositivos que no sean de Apple, es algo que hay que tener en cuenta.

Siri y el control del hogar inteligente

Siri en el HomePod es la misma Siri que tenemos en el iPhone, el iPad, el Mac o el Apple Watch. Es decir, podemos programar alarmas, añadir citas al calendario, consultar el tiempo, air nuestra agenda y, lo que es más interesante de todo: ejecutar atajos.

La app Atajos es la salvación del HomePod y, en parte, de un hogar inteligente que no sea compatible con HomeKit, la plataforma de Apple. Yo ya tenía varios dispositivos como luces y enchufes inteligentes, y estos no son compatibles con HomeKit, por lo que en principio, no podrían controlarse desde el HomePod mini.

homepod mini pantalla
HomePod mini desde arriba

Sin embargo, las apps de cada uno de estos dispositivos son compatibles con Atajos, lo que hace que podamos activarlos desde el HomePod. Lo único que debemos hacer es crear el atajo correspondiente, desde la app de la bombilla o enchufe inteligente, escribir la frase con la que queremos activarlo y listo. Podremos encender las luces con un simple, «Oye Siri, enciende la lámpara».

Precio

El precio es algo que no sorprendió a todos, Apple ha hecho una equivalencia 1:1 con su precio en dólares, lo que quiere decir que es un dispositivo con el que Apple gana menos dinero aquí que en EEUU. Eso demuestra que el precio del HomePod mini es muy competitivo, y eso no es algo normal en Apple.

Normalmente los usuarios de Apple aceptamos pagar un poco más por la experiencia que ofrecen sus dispositivos, pero con el HomePod mini no tendrás esa sensación. Los 99 euros de los que parte son un precio más que interesante por el dispositivo que es.

Por qué comprar el HomePod mini

Llegados a este punto, queda claro que el HomePod mini es un dispositivo genial, pero no es para todos los usuarios, al igual que sucede con el resto de altavoces inteligentes de otras marcas. Por eso vamos a darte algunas pistas para saber si el HomePod mini es para ti:

  • Estás dentro del ecosistema Apple.
  • Utilizas Apple Music a diario como plataforma de música.
  • Te gusta escuchar música pero no necesitas el mejor altavoz del mercado.
  • Quieres controlar tu hogar inteligente con Siri.
  • Ya tienes un HomePod y quieres un complemento para otra habitación.

Si cumples con algunas de estas condiciones, y necesitas un altavoz inteligente, con el HomePod mini no te equivocarás. Es un altavoz muy interesante con un precio muy justo, buen sonido, buena construcción y toda la calidad que Apple imprime a sus dispositivos está en el HomePod mini.

El único fallo es que de momento el HomePod mini, o más bien Siri, no es capaz de diferenciar diferentes voces en español, algo que podría ser muy interesante en un dispositivo como este.

homepod mini
El HomePod mini es un dispositivo muy recomendable, si estás dentro del ecosistema Apple

Si no cumples con las condiciones de arriba, el HomePod mini, al menos de momento, no es un dispositivo para ti. Si eres un usuario que usa plataformas de música como Spotify o que quiere una calidad de audio excepcional, quizás necesites otro altavoz. El HomePod mini suena muy bien para el precio que tiene, pero no llega al de otros altavoces más caros y más grandes.

Por su puesto, tampoco esta pensado para aquellos usuarios que tienen dispositivos Android o Windows y quieren un altavoz inteligente. No podrían conectar estos dispositivos al HomePod mini, por lo que no tiene mucho sentido.