El heredero de Samsung condenado a dos años y medio de prisión

    ¡Samsung envuelta en un caso de soborno!

    Hace menos de una semana Samsung presentó su Galaxy S21, renovó sus Galaxy Buds Pro y tuiteó desde un iPhone. Pero hay una razón adicional por la cual es noticia el día de hoy. Según se ha podido conocer, el heredero de Samsung, Lee Jae Yong, ha sido condenado a 2,5 años de prisión por un caso de soborno.

    Samsung heredero
    El heredero de Samsung Jay Y. Lee acusado por soborno

    Según la información compartida por Cultofmac hace varios meses se inició el juicio contra Lee, incluso el millonario heredero de 52 años, ya había pasado un tiempo en prisión a la espera de una sentencia, que como se ha revelado hoy no ha sido a su favor.

    El jefe de Samsung rinde cuentas a la justicia

    El hijo multimillonario del controvertido presidente de Samsung, Lee Kun-hee, quien murió en octubre fue arrestado por primera vez a principios de 2017 por un escándalo político relacionado con el entonces presidente de Corea del Sur, Park Geun-hye, y que llevó a la destitución del mismo.

    Lee había sido acusado de ofrecer caballos y otros sobornos a un amigo del ex presidente para ganar el apoyo del gobierno para su sucesión en Samsung. Park está cumpliendo una sentencia de 20 años por una variedad de cargos, incluido el soborno relacionado con Samsung.

    El caso ha estado en curso desde entonces, lo que llevó a la decisión del lunes del Tribunal Superior de Seúl. Según las autoridades de este país, Lee fue declarado culpable de soborno, malversación de fondos y ocultación de ganancias delictivas por valor de 7.8 millones de dólares.

    Antes de sentenciar al heredero, el tribunal señaló que Lee había «proporcionado activamente sobornos e implícitamente le pidió al presidente que usara su poder para ayudar a su sucesión sin problemas» como el gran jefe de Samsung y agregó:

    «Es muy lamentable que Samsung, la principal empresa del país y orgullosa innovadora mundial, esté involucrada repetidamente en delitos cada vez que hay un cambio en el poder político».

    La sentencia podría ser apelada ante la Corte Suprema dentro de una semana de su emisión, señaló el juez. Sin embargo, según los expertos legales, es poco probable que se provoque un cambio en el resultado, debido a la gravedad del delito.

    Por ahora, este hecho supone un vacío de liderazgo en el conglomerado, lo que podría complicar las decisiones estratégicas importantes.