Este hombre se lanza a un lago helado para recuperar un iPhone

    Perdió su teléfono el día de San Valentín y al día siguiente fue a buscarlo.

    iPhone
    iPhone en la nieve durante un test.

    Hay historias fascinantes sobre personas que pierden su teléfono móvil en recónditos lugares de nuestro planeta y que finalmente logran recuperarlo, tal y como ocurría en este caso en el que un iPhone cayó de una avioneta a una altura de 2.000 pies.

    Aunque también hay historias en las que desafortunadamente los dueños del teléfono no consiguieron recuperar su dispositivo, como cuando un iPhone 11 se perdió cuando una mujer volaba en parapente. Como verás, hay historias muy rocambolescas, y hoy vamos a contar una de ellas.

    Un hombre llamado Roman Czarnomski estaba paseando alrededor de un lago de la región de Victoria (Canadá) y su iPhone se cayó, con tan mala suerte de que se deslizó hasta caer al fondo del lago. Un lago que, por cierto, está totalmente helado.

    La historia de Roman Czarnomski y su iPhone

    El pasado fin de semana fue uno de los fines de semana más fríos en la localidad de Victoria, el bueno de Czarnomski pasó mucho frío durante el día de San Valentín… pero eso no sería nada con el frío que iba a pasar al día siguiente.

    Tal y como indicábamos anteriormente, Roman Czarnomski se encontraba paseando por los alrededores de un lago en plena noche y se dispuso a hacer una fotografía del puerto cuando, de repente, su iPhone XS se cayó. Pero no solo eso, sino que tras caerse su iPhone acabó deslizando por el hielo hasta caer en el lago.

    Esta es la fotografía que tomó antes de que su iPhone se cayera:

    Lago helado en Victoria
    Lago helado en Victoria

    Roman Czarnomski esperó unas horas hasta que amaneció y se aventuró a meterse dentro del lago helado para recuperar su iPhone XS. Final feliz, lo pudo lograr.

    Así comentaba lo sucedido en un reportaje de Victoria Buzz:

    «Se me cayó el iPhone la noche pasada. Después al día siguiente lo cogí cuando la marea era más baja. Fue refrescante.»

    Su iPhone seguía funcionando después de pasar varias horas en el lago helado

    Conocemos muchos casos en los que los smartphones de Apple consiguen sobrevivir a pesar de estar debajo del agua muchas horas, incluso días. De hecho, a mediados del año pasado descubríamos una fascinante historia en la que un iPhone X seguía funcionando después de pasar una semana sumergido 15 metros bajo el mar.

    Aunque también es cierto que el hardware de muchos teléfonos no consigue sobrevivir debido a la humedad y al frío de estos días invernales tan intempestivos. Sea como fuere, el iPhone XS tiene resistencia al agua y puede estar bajo el agua durante 30 minutos a 3 metros de profundidad sin ningún problema. Y este caso nos lo ha demostrado. ¡Como nuevo!

    Según informan desde Victoria Buzz, aunque el teléfono de Roman Czarnomski pasó unas cuantas horas bajo las frías aguas de este lago helado, seguía funcionando con normalidad tras el rescate.

    «Tenía la sensación de que iba a seguir funcionando. No estaba realmente seguro sobre ello hasta que vibró en mi bolsillo cuando el chico que hizo los vídeos me los envío después de que saliera.»

    El rescate del teléfono ha sido muy épico, si hubiera sido un lago con el agua a una temperatura normal no tendría mucho mérito. Pero si tenemos en cuenta que estaba completamente helado, las imágenes del vídeo son espectaculares.

    Como podrás descubrir en las imágenes del vídeo que hemos adjuntado en la parte superior de este artículo, varios hombres advierten al joven que perdió su teléfono iPhone XS de que no merecía la pena arriesgar su vida y sufrir una hipotermia. Roman Czarnomski hizo caso omiso a las advertencias y bajó al lago. Primero metió un pie y cuando localizó su teléfono se zambuyó en el agua para rescatarlo. Tras conseguirlo, tuvo que nadar algunos metros hasta que pudo subir por las escaleras.

    ¿Qué te parece esta historia tan épica? ¿Te ha pasado alguna vez algo parecido?