Alguien ha congelado un AirTag por algún motivo

Alguien ha congelado un AirTag por algún motivo

¡Los AirTags demuestra su resistencia en tres pruebas extremas!

En su corto tiempo de vida los recién estrenados rastreadores de Apple han sido puestos a prueba muchísimas veces. Especialmente para determinar la exactitud de la acción principal que prometen: localizar objetivos. Precisamente tomando su función, algunos usuarios han querido comprobar la durabilidad de los mismos. Así, un AirTag congelado ha protagonizado un nuevo reto.

AirTag congelado
AirTag congelado

Según las especificaciones de Apple, los AirTags son resistente al polvo y al agua. Y aunque en ningún momento aclara que tanto pueden resistir a altas temperaturas, por algunas razón un usuario ha decido analizar la durabilidades de un AirTag congelado, uno después de un proceso de lavado y centrifugado y un par de experimentos más, que literalmente muestran de qué está hecha esta novedad de Apple.

Los AirTags demuestran de qué estan hechos

El curioso experimento ha sido compartido desde CNET.

Para saber qué tan bien resisten sus componentes, CNET también puso su AirTag en hielo durante unas horas, lo que provocó la entrada de agua dentro del compartimiento de la batería. Asimismo, los AirTag fueron sometidos en un ciclo de lavado y centrifugado de 54 minutos e incluso estuvo disponible para ubicarse mientras la máquina estaba en funcionamiento. Después del lavado, funcionó igual que antes.

Finalmente, protagonizaron una prueba de caída. Al colocar un AirTag en un par de llaves alojadas en un llavero de cuero Spigen, se dejaron caer 10 veces desde varias alturas sobre adoquines rugosos. Después de las caídas, el logo de Apple en el lado de acero inoxidable mostró algunos rayones, pero siguió funcionando perfectamente.

Después de estos tres extremos experimentos, los AirTags seguramente han respondido algunas interrogantes sobre su resistencia, especialmente tomando en cuenta el uso constante al que están expuestos.